Últimos temas
» Wait for it.
Hoy a las 4:53 por Sagittarius

» Sometimes you get the best light from a burning bridge.
Hoy a las 3:49 por Sagittarius

» Quidditch in the game
Hoy a las 2:45 por Sagittarius

» ~ You're my first so many things
Hoy a las 2:29 por Novocaine

» Confieso que...
Hoy a las 0:49 por Nevani

» Pedido de afiliaciones Élite y Hermana
Ayer a las 23:05 por Magik

» Hora de cierre [Zeus] +18
Ayer a las 22:03 por Ladie

» Showtime
Ayer a las 21:52 por Winter Wiccan

» × The Old Gods and the New.
Ayer a las 21:15 por Kerouac

» ~ Holding hands for the rest of the eternity
Ayer a las 18:26 por Goolly Blackfyre

» ♠ You left me in the dark
Ayer a las 18:17 por Sonder

» Petición de Subforos.
Ayer a las 17:23 por Skipping Stone

» Ice soldiers.
Ayer a las 17:20 por Novocaine

» Time flows like a river.
Ayer a las 13:27 por Winter Wiccan

» Donde hubo fuego, cenizas quedan
Ayer a las 12:55 por Winter Wiccan

Créditos...
La idea y fundación de Skipping Stone es de la antigua usuaria y administradora Aqua. Diseño de gráficos y redacción de normas, guías, etc, corre por parte del Staff. El skin, el tablón de anuncios, los perfiles y el tablón de afiliados han sido diseñados y cedidos al foro por Oswald. Las imágenes no nos pertenecen, han sido recolectadas en Deviantart en especial de faestock, So-ghislaine (dados) y webvilla (medallas), moon0727 (png Sherlock Holmes), andie-mikaelson (png Raven Reyes), Tube danimage (png Lagertha) y el tumblr fandomtransparents (png Sansa Stark). Damos también un agradecimiento en especial a los foros de recursos Glintz y Serendepity cuyos tutoriales han ayudado a crear las tablillas.
DIRECTORIOS
The X project

The Most Wonderful Time of the Year

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Magik el Sáb 6 Feb - 16:23


The Most Wonderful Time of the Year
Series | 1x1 |Political Animals


Washington, EEUU.

La familia Hammond parece que ha vuelto a estabilizarse después de todos los altibajos que ha sufrido. Sin embargo, no es fácil recuperarse de golpes tan fuertes. En este caso, la recuperación que más nos interesa es la de TJ Hammond. El único miembro de la familia que no está en la política (ni le interesa) no ha tenido una vida fácil. Tuvo que salir del armario cuando era un niño y eso condicionó en gran parte su vida, por supuesto, sin contar con el hecho de que al pertenecer a una familia de políticos jamás ha tenido una vida normal en la que no tener que estar preocupado por quien sabe qué de él y lo que pueda repercutir en su familia. Eso hizo que, a pesar de su primer intento para permanecer limpio acabaron realmente mal pero no por ello ha dejado de querer volver a tener una vida lo más normal posible muy a pesar de sus continuos baches.

Y en ese punto es donde se centra la historia, en EEUU y tras la hospitalización de TJ que, aunque lo que quiera sea una vida tranquila, parece que no va a ser su día de suerte.

Una reunión entre diferentes países (en el cual EEUU es su anfitrión), la gran mayoría europeos, han llegado a la Casa Blanca con el objetivo de una reunión de vital importancia para la economía de todos los países implicados. Es por eso que la normalidad se ha convertido en movimiento. Tanto la Casa Blanca como los hoteles circundantes donde se alojan aquellos que no tienen importancia política se han llenado de gente y, entre ellos, nos encontramos a Jared.

Jared es un secretario al que le han dado su primera oportunidad de demostrar que puede valer para aquel mundo político llevándolo a EEUU para aquella reunión tan importante para el futuro. El chico jamás ha visto una oportunidad similar en mucho, mucho tiempo y, desde luego, no se plantea en absoluto que las cosas salgan mal. Trabaja hasta tarde, se levanta el primero y apenas levanta los ojos de su ordenador (ni siquiera para comer) pero para él, todo aquello es la oportunidad de su vida.

PERSONAJES
Jared Hawkins | Sam Claflin | NTH
TJ Hammond | Sebastian Stan | Novocaine
Cronología
© RED FOR SS


Última edición por Magik el Sáb 21 Mayo - 13:12, editado 2 veces



Muchas gracias por el pack, Oswald


My sweet little girls:
Fangirling stuff:
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1503

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

TJ Hammond.

Mensaje por Novocaine el Vie 12 Feb - 1:10











I. You can take this way

TJ Hammond - Casa Blanca - Washington - Con Jared Hawkings

Distinto día; misma mierda.

TJ detestaba cualquier tipo de manifestación política; cualquier reunión; cualquier parafernalia social. Aquel era su pan de cada día prácticamente desde que había nacido, y estaba harto de ello. La carrera insaciable de su familia por pertenecer a la élite gobernante había hundido literalmente su vida en la más absoluta miseria, llegando incluso a hacer que no se sintiera nadie ni siquiera dentro de los de su propia sangre. Era algo demasiado duro de pensar, pero también una idea que había llegado a interiorizar con una sorprendente facilidad.

Únicamente un puñado de personas sabían cómo había acabado aquello: con él desintoxicándose, cayendo de nuevo y... ¿Desintoxicándose otra vez? Sí, más o menos se podría decir así. Al menos, no había vuelto a acercarse a ningún tipo de droga ni de alcohol en dos meses. No era su mayor tiempo limpio, y la abstinencia estaba haciéndoselo pasar terriblemente mal, sin embargo, aquello no parecía haber despertado las piedades ni de su madre ni de su hermano, quienes prácticamente lo habían sacado a rastras de su habitación para llevarlo aquel día allí.

Según ellos, es que tenían que dar buena imagen. Y por buena imagen, entendía de 'familia unida'. Más o menos. Teniendo en cuenta que, públicamente, su madre y su padre a penas cruzaban miradas porque aquello podría afectar a la imagen de ambos.

En resumidas cuentas: aquel era el día perfecto para estar de mal humor y no mirar a nadie a la cara. Ya tendría más adelante que fingir suficientes sonrisas cuando saliera a la calle y miles de cámaras apuntasen hacia él y a hacia su madre. Por el momento, se permitía la licencia de quedarse en la esquina más alejada de todas con un café en la mano. Si tan solo pudiera echarle un poco de whisky y hacer aquello un poco más soportable...

Cuando se le acabó la primera taza, la dejó tirada en la bandeja del primer camarero que pasó y cogió una segunda. Sin embargo, en aquella ocasión no volvió a su apartado rincón, sino que decidió salir al pasillo a que le diera un poco el aire. Sin duda alguna, era una buena mañana: hacía un sol bastante impropio de la época y eso se traducía en un poco de alegría entrando por los ventanales.

Sin tener marcado un rumbo demasiado fijo, se dedicó a pasear por ahí con su taza de café, poniendo el máximo cuidado en no toparse con nadie que pudiera joderle el mínimo minuto de paz.

§


pain is inevitable suffering is optional;


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1375

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Magik el Lun 7 Mar - 20:39











I. You can take this way

Jared Hawkins- Casa Blanca - Washington - Con TJ

Llegaba tarde. Genial, el primer día y ya llegaba tarde.

Se había quedado profundamente dormido, de hecho, jamás lo admitiría en voz alta pero puede que incluso de unas de las cabezadas que dio delante de los apuntes que llevaba revisando desde que llegó a la ciudad provocó que se golpease la frente contra la mesa en la que trabajaba. El golpe tuvo que ser tal que se despertó de un plumazo e incluso juraría que se quedó con una pequeña marca roja en la frente durante un rato. Tampoco es que aquello le importase mucho, tenía cosas mucho más urgentes en las que pensar... ¡Llegaba tarde!

Jared arrampló con todos los papeles que había en la mesa junto con sus gafas y salió disparado hacia la Casa Blanca de Washington agradeciendo con toda su alma el que el hotel estuviese justo delante y apenas tardaría unos cinco minutos escasos en llegar. Aprovechó por el camino desde su habitación del hotel hasta los pasillos de aquel lugar para poder recolocar lo mejor que podía sus papeles así como sus gafas (las cuales habían quedado ligeramente descolocadas al habérselas puesto tan rápido). Por favor, si ni siquiera le había dado tiempo a coger un café. Desde luego, el jet lag le estaba cobrando factura.

Y es que ese había sido su problema: el jet lag. Nada más llegar al hotel, estaba total y absolutamente despierto y eso que a¡eran las dos de la mañana. Por eso mismo se quedó despierto repasando todo cuanto necesitaba saber para la primera reunión; el cambio de horarios hacía que su cuerpo creyese que era por la tarde y no de madrugada. Eso hizo que a la media hora de la reunión sus párpados cediesen provocando... Bueno, eso ya se sabe.

Sus pasos eran rápidos y Jared apenas podía ver por dónde iba. Eso ayudó a que lo único que le faltaba para torcer su primera reunión ocurriese: que se chocase contra alguien por ir más pendiente de colocar los papeles que de mirar por dónde iba.

Hasta que no se dio de bruces contra el suelo no fue plenamente consciente de lo que había pasado. Tampoco podían culparlo, su cerebro procesaba las cosas despacio debido a que no había cafeína en sus venas. — Uggh, perdón, perdón, yo... No sé por dónde voy.— Se disculpó, haciéndose notar su acento británico, mientras se levantaba entre un mar de papeles nuevamente desordenados. — Sonará a tópico, lo sé, es mi primer día y... No empiezo nada bien.— Esbozó una sonrisa nerviosa, de hecho, juraría que incluso se había puesto un poco rojo, mientras se levantaba y tenía una mano (como buen caballero británico que era) hacia el hombre al que había arrollado.

Si estaba tan dormido que ni se había dado cuenta que había tirado a uno de los hijos de la mismísima Elaine.


§


Última edición por Not The Hawkguy el Sáb 19 Mar - 14:47, editado 1 vez



Muchas gracias por el pack, Oswald


My sweet little girls:
Fangirling stuff:
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1503

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Novocaine el Jue 17 Mar - 0:58











I. You can take this way

TJ Hammond - Casa Blanca - Washington - Con Jared Hawkings

Por suerte para él, se había acabado el café en menos de un trago, por lo que la taza estaba vacía cuando fue a hacerse añicos en el suelo. El siguiente en dar con sus huesos sobre la superficie, fue él mismo.

Joder —. Se quejó por lo bajo, todavía sin comprender demasiado bien qué había pasado ni por qué había sido derribado. Tras unos segundos de inflexión, en los que no supo demasiado bien qué narices hacer, por fin consiguió alzar la vista para encontrarse con el extranjero. Porque era extranjero. Parecía que tenía un cartel en la frente en letras rojas que gritaba 'NOT AMERICAN'. De hecho, estuvo a punto de sonreír para sí mismo cuando aquel pesado acento británico llegó a sus oídos. Era agradable, en realidad. Sugerente, en cierto modo.

En menos de un segundo, había olvidado la taza (y el ridículo) y se había puesto en pie para quedar a la altura de su rostro. Sin dudarlo un solo segundo, tomó la mano que le había ofrecido y la estrechó con vehemencia y seguridad.

Bueno, en ese caso y sin que sirva de precedente, creo que podría perdonártelo —. Ahora sí, una sonrisa suave se dibujó en sus labios. Denotaba cierta diversión aunque, por supuesto, no llegó a ser burla en ningún momento. La actitud del otro le parecía en cierto modo entrañable y un tanto divertida: un extranjero que acaba de pisar suelo americano y lo ha hecho en la Casa Blanca. No era moco de pavo, en realidad. Él ya se tomaba aquello como su casa (que, de hecho, lo había sido) pero sabía cuán imponente llegaba a resultar para otras personas — Thomas —. Se presentó —.Thomas Hammond, aunque TJ me suena mucho más natural y, ya que me acabas de arrollar, supongo que somos colegas.

Estaba en su naturaleza ser un poco molesto, para qué negarlo. Él mismo no se había dado demasiada cuenta de que su comentario tal vez había sido un poco inoportuno, pero igualmente ya era demasiado tarde como para intentar causar una impresión un poco más educada y formal.

Si no sabes a dónde estás yendo... A lo mejor puedo enseñarte el camino. La única condición que pongo es que te presentes —. Acabó aquella frase alzando ambas cejas y clavando sus ojos claros en él, a la espera de una respuesta. Ahora que se fijaba... Bueno, tenía que reconocer que el otro tenía su punto. Y el acento le daba un plus considerablemente importante.

Por un momento, se recordó a sí mismo que más le valía comportarse y no hacer nada estúpido en aquella maldita cumbre internacional.

§


Última edición por Novocaine el Dom 20 Mar - 17:03, editado 1 vez


pain is inevitable suffering is optional;


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1375

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Magik el Sáb 19 Mar - 14:46











I. You can take this way

Jared Hawkins- Casa Blanca - Washington - Con TJ

No, no, no, no, no, no, no, ¿cómo podía ser tan torpe? Debía de ser la única persona del mundo capaz de llegar tarde el primer día en que tiene que asistir a un evento en la Casa Blanca y que, por si fuera poco, había arrollado al hijo de Elaine junto con una taza hecha añicos en el suelo. Claramente había hecho pleno, no le podía haber salido absolutamente nada mal. "Estúpido, estúpido, no te van a volver a llevar a ningún lado a este paso." Y tampoco podía quejarse ni decir que habían sido injustos, porque él había sido un completo desastre más que nada.

Una vez ambos se hubieron levantado de nuevo (y Jared había logrado recoger todos los papeles sin demasiadas repercusiones), lo único que quedaba en el suelo eran los restos de la taza rota. Por suerte, por mucha mucha suerte, no se había derramado café en el suelo y sus papeles no se habían manchado quedando, si no poco profesionales, inservibles. Dentro de la mala suerte que había tenido, claro.

Lo bueno de entre todo aquello (porque lo había, aunque no lo pareciese en un primer momento dado el panorama) era que el moreno se lo había tomado a mal, o al menos, no lo parecía. A fin de cuentas, se había presentado como TJ, de una forma más cercana como él mismo había dicho. Además, le había sonreído, no estaba tan mal. Sin embargo, aquella pequeña pulla por haberle arrollado hizo que una pequeña mueca de arrepentimiento se dibujase en su rostro durante unos breves segundos. — Lo siento mucho, de verdad, no... Lo siento.— Había perdido la cuenta de las veces que había pedido perdón, sin embargo, sentía que no se había arrepentido lo suficiente aún.

Aunque un pequeño rayo de esperanza apareció delante de él cuando el moreno se ofreció a llevarle él mismo a la reunión. — ¿Sería tan amable de hacerlo?— Casi no se lo podía creer, con toda la mala suerte que estaba teniendo, que su mañana se comenzase a encarrilar parecía casi un sueño.Hasta que mencionó aquel pequeño detalle del nombre. Desde luego, qué maleducado había sido.

Con todo aquel lío se le había olvidado incluso el presentarse, aunque estaba tan nervioso por la situación en general que cada vez que hablaba sentía cómo iba metiendo aún más la pata.  — Eh, ah, sí, claro, yo... Yo soy Jared... Jared Hawkins. Encantado de conocerle TJ.— Por supuesto, no se le había ocurrido que emplear un tono de educación con aquel chico porque, bueno, porque era inglés (eso estaba claro), porque se encontraba nada menos que en la Casa Blanca y porque él era TJ Hammond.

Por un segundo, se olvidó de la prisa que tenía y le tendió la zurda (después de hacer unos malabarismos para que ninguno de sus desordenados papeles cayese al suelo) para poder estrecharle la mano como correspondía.


§



Muchas gracias por el pack, Oswald


My sweet little girls:
Fangirling stuff:
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1503

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Novocaine el Dom 20 Mar - 17:01











I. You can take this way

TJ Hammond - Casa Blanca - Washington - Con Jared Hawkings

Su sonrisa se hizo más amplia cuando vio que el otro le tendía la mano. Bueno, ya era un paso. Al principio, TJ había visto tan nervioso al otro joven que de verdad había pensado que saldría corriendo de su lado sin volver la vista atrás. Habría sido una tremenda pena, para ser honesto consigo mismo.

Es un placer, Jared —. Comentó con una inusual educación al tiempo que estrechaba la mano que le acababa de entender —. Bueno, digamos que no soy ningún pez gordo de la política, así que realmente no tengo nada útil que aportar aquí, más allá de mi presencia. Supongo que a nadie le molestará demasiado que me ausente unos minutos para acompañarme a donde sea que vayas... Con tantas prisas.

Acabó la frase metiendo las manos en los bolsillos de su pantalón y ladeando la cabeza. Ahora que se tomaba unos segundos para poder evaluarle, debía reconocer que le parecía especialmente atractivo. No era que tuviera ningún interés especial en él, claro. Simplemente estaba en su naturaleza evaluar a los chicos que parecía que tenían algo que ofrecer. Por mirar nadie le iba a cobrar, ¿no? No tenía la más mínima intención de abrirle su vida a nadie en aquellos instantes, pero aquel pequeño detalle sin importancia no quitaba el hecho de que de vez en cuando le gustara entretenerse.

Dime, ¿de qué ciudad de Inglaterra eres? —. Preguntó con un aire divertido, dando a entender que era demasiado evidente que era de las islas británicas —. ¿Londres? ¿Manchester? ¿Dublí...? No, mierda. Esa no —. Chasqueó la lengua, con un aire juguetón y confiado en la mirada. En realidad, sabía de sobra que Dublín no era inglesa, pero parecía bastante evidente que el otro necesitaba que quitara la tensión en el ambiente fuera como fuese. Por su posición rígida, daba la impresión de que se iba a romper. Aunque, en realidad, tampoco le extrañaba. Si de verdad era la primera vez que pisaba la Casa Blanca, no podía culparle de sentirse abrumado por todo lo que le rodeaba.

Anda, dime dónde quieres ir y en cinco minutos estarás allí. Espero —. Sacó las manos de los bolsillos y alzó ambas cejas, esperando por una respuesta.

§


pain is inevitable suffering is optional;


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1375

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Magik el Dom 20 Mar - 19:40











I. You can take this way

Jared Hawkins- Casa Blanca - Washington - Con TJ

El chico se mordió el labio inferior, nervioso ya no solo por la situación en la que se encontraba (que también) sino por las palabras de este. Estaba algo avergonzado porque fuese él quien tuviese que guiarle por no tener ni idea de dónde tenía que ir era el tono con el que se lo decía. Si es que no había más que verle para saber que era un corderito, es más, era un pequeño conejito blanco que salía corriendo a la mínima que cualquier animal más grande que él se acercara. Así que, además de nervioso, también se había puesto algo rojo. Genial, ¿podía haberle salido algo peor?

Tenía que respirar, todo iba a salir bien... Bueno, mejor dicho, ya nada podía salir peor, ya solo podía ir hacia arriba, ¿no? Además, él se había comprometido a guiarle, lo que le ahorraría mucho tiempo de búsqueda por un edificio que no brillaba por estar abierto a los curiosos, precisamente. A ese paso, acabaría entrando en el baño del mismísimo presidente de los EEUU o algo así. Visto el día que llevaba tampoco le sorprendería demasiado a decir verdad.

Cuando TJ le preguntó sobre su país de procedencia, dando a por hecho que era inglés bueno... Si antes estaba rojo ahora era prácticamente un tomate. ¿Tanto se le notaba? Tenía que ir gritando Británico a su paso al parecer, porque tampoco había hablado tanto, ¿no? Madre mía, se moría de la vergüenza... Pero literalmente, de hecho, estaba convencido de que sería la primera persona en morir de la vergüenza dada la racha que llevaba. — Soy de Bury St. Edmuns, un pueblo cerca de Londres pero bueno, ahora por trabajo vivo allí, ¿y tú?— No fue consciente de la soberana tontería que acababa de decir hasta que no la soltó. Qué pregunta tan estúpida, claro que sabía dónde vivía, también sabía quién era, eso no hacía falta preguntarlo, pero bueno, ya no había marcha atrás.

¡La reunión! Ay, sí, mejor centrarse en eso ya que ya había  comenzado y él estaba diciendo tonterías al hijo de Elaine. Sería mejor pensar en el trabajo, desde luego. Tenía que arreglar las cosas de una en una, total, con TJ ya no podía ir peor el asunto, debía pensar que era el mayor estúpido que había pisado la Casa Blanca.

Eh... Esto, yo...— El chico se obligó a sí mismo a tomar aire, aunque fuese para poder hablar, cosas básicas. — Voy a la zona este, a la sala...— Desvió su mirada a la diestra, donde tenía apuntado el lugar y la hora. — La sala de la primera planta hace... Hace una hora y media.— Mierda, mierda, mierda. Ni siquiera le iban a dejar entrar, si él era un don nadie en aquel mundo, ¿cómo iban a dejarle pasar una vez cerradas las puertas? Le iban a despedir, eso estaba claro. Maldito Jet-lag.


§



Muchas gracias por el pack, Oswald


My sweet little girls:
Fangirling stuff:
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1503

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Novocaine el Dom 20 Mar - 22:58











I. You can take this way

TJ Hammond - Casa Blanca - Washington - Con Jared Hawkings

TJ no pudo evitar sonreír ante los nervios del otro, aunque prensó los labios con fuerza para que no se notara demasiado y se lo pudiera tomar como un insulto. Su actitud era algo realmente insólito en los pasillos de la Casa Blanca, donde definitivamente sobraba altanería y faltaba un poco más de la naturalidad del extranjero. Jared, se llamaba. Estaba seguro de que no olvidaría ese nombre hasta dentro de mucho, mucho tiempo.

Sé que sala dices —. Convino, mirándolo con una cierta lástima —. Esa reunión ha empezado hace un buen rato, pero no te preocupes, seguro que se nos ocurre alguna excusa por el camino para que te dejen entrar.

Con la cabeza, le hizo una señal en la dirección a la que se encontraba la dichosa sala y luego le dio ejemplo poniéndose en marcha él mismo, esperando a que le siguiera. Era una lástima que en menos de cinco minutos fuera a perderlo de vista, de modo que más le valía comenzar a maquinar algo para saber si podría volver a verlo alguna que otra vez o si mejor se iba olvidando de ello.

Así que un pueblecito cerca de Londres —. Lo miró de reojo, con una suave sonrisa —. Estuve allí una vez cuando era pequeño, recuerdo que me gustó muchísimo. Especialmente la noria y los charcos de lluvia —. Rio con suavidad ante el recuerdo —. Mi hermano se cabreó conmigo varias veces por salpicarle agua, pero qué podía hacer, estaban allí y me gritaban que los pisase todos. Fue un viaje genial.

Aquella era una historia totalmente banal, pero igualmente cierta. Realmente, no tenía mucho más objetivo que el de hacer que el otro se relajase de una maldita vez. Estaba adorable así, pero tampoco quería que le diera un infarto por el camino. Estaba llegando tarde igualmente a lo que se supusiera que tuviera que hacer, de modo que al menos intentaría hacerle un poco más ameno el camino. Esperaba que no hubiese ningún jefazo esperándolo allí para echarle una bronca al pobre... Seguro que llegar tan tarde no había sido culpa suya. Su cara era demasiado inocente como para deducir que se había pasado la noche de fiesta loca y que había sido incapaz de madrugar.

Y dime, ¿qué hace un inglés en Washington? No tienes pinta de ser el presidente —. Bromeó.

§


pain is inevitable suffering is optional;


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1375

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Magik el Lun 21 Mar - 0:11











I. You can take this way

Jared Hawkins- Casa Blanca - Washington - Con TJ

Exhaló un suspiro de alivio cuando TJ afirmó conocer el lugar. Menos mal, ya no tardaría... Tanto, quería decir. Tarde llegaba seguro, además, hasta el mismo moreno se lo había dicho. Sobraba decir que en cuanto el moreno comenzó a caminar, Jared le siguió hasta prácticamente adaptar sus pasos a los de él.Ya está, iba a cargársela en todos los sentidos. Al menos, ya era demasiado tarde como para poder cambiar de idea y tener que marcharse de Londres para que otro secretario ocupase su lugar, aunque tampoco quería tentar a la suerte precisamente.

¿Alguna excusa? No se me da bien mentir.— De hecho, eso era tan claro que no hacía falta ni que lo dijese. El rubio alzó la diestra, con cuidado de que no se le cayeran los papeles claro, para llevársela al pelo desordenándolo un poco sin darse cuenta. — Además, no se me ocurre ninguna excusa... Oh, Dios, me la voy a cargar.— A medida que hablaba, Jared había dejado de hablar con él para prácticamente decírselo a sí mismo. Decir "Me he dormido por culpa del Jet-Lag" no era excusa para alguien que había viajado con él porque, más que nada, tenía el mismo horario cambiado que él.

Al hablar de Londres, logró sacarle una pequeña sonrisa. Desde luego, si había algo que adoraba se trataba de Londres, le encantaba el clima, la gente, el ambiente, los monumentos... Todo. De hecho, prácticamente había  comenzado a echar de menos la ciudad cuando puso un pie en el avión. — Sí, desde luego es una ciudad preciosa.— Corroboró el chico, notándose un poco más relajado e incluso, un poco más en las nubes al hablar de su ciudad. Incluso cuando mencionó su pequeña anécdota sobre pisar todos y cada uno de los charcos cuando era pequeño, logró sacarle una carcajada divertida a Jared.

Por un momento, se olvidó de mirar frenéticamente el reloj viendo cómo las manecillas de los segundos iban pasando sin estar él presente en la reunión haciendo su trabajo, tenía que admitir que era un alivio. — No, desde luego, no creo que nadie en su sano juicio me viese como un presidente.— Solo había que verle, si era un absoluto desastre de persona humana. — Hace poco que pasé de ser becario a secretario del ministro Inglés, no sé cómo ha sido capaz de confiar en una persona que se duerme repasando la reunión del día siguiente y que solo se despierta por un cabezazo contra la mesa.— Se llevó la mano a la frente, el lugar donde se había dado el golpe.

Era un movimiento completamente subconsciente, claro, la marca roja ya había desaparecido así como el dolor de este.


§



Muchas gracias por el pack, Oswald


My sweet little girls:
Fangirling stuff:
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1503

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Novocaine el Mar 22 Mar - 17:01











I. You can take this way

TJ Hammond - Casa Blanca - Washington - Con Jared Hawkings

Una excusa es una excusa —. TJ giró la cabeza para poder mirarlo mejor de reojo. En realidad entendía que estuviera tan sumamente nervioso, así que más le valía pensar a él mismo por los dos. Normalmente, se le daba bastante bien inventarse milongas, de modo que aquello no le iba a suponer demasiados problemas—. Podemos decir que no te dejaban pasar los seguratas, que decían que no tenían los papeles en regla, que has perdido el transporte público. No sé, hay varias posibilidades. Ya se me ocurrirá algo.

Después de aquella frase, no pudo hacer más que reír. Posiblemente, él mismo no infundiera demasiada confianza, pero parecía ser que de los dos, era el que más posibilidades tenía de sacarle las castañas del fuego al joven inglés.

Secretario del ministro —. Repitió, frunciendo los labios durante unos segundos —. No está nada mal. Debe ser un coñazo ir detrás de ese tipo allá donde vaya pero... Ya te llegará a ti la oportunidad de ser el que lleve un becario pegado al culo, todo a su tiempo —. Le guiñó un ojo con una actitud un tanto juguetona y, luego, le hizo una señal con la cabeza para que virara su ruta hacia la izquierda —. Por aquí. Ya casi estamos, no te preocupes.

Por aquellos pasillos, a diferencia de los otros, ya no quedaba casi nadie. Aquello era, evidentemente, porque ya estaba todo el mundo dentro de la reunión. Los únicos que todavía estaban pululando por allí eran los de seguridad y algún que otro guardaespaldas, los cuales los miraban de reojo y con absoluta desconfianza. TJ esperaba que todos le reconocieran aunque solo fuera por haber visto su jeto en la televisión, y que a ninguno de ellos les diera por pararlos y pedirles una identificación. Eso, lo único que haría sería retrasarlos más.

Por suerte, nadie les impidió moverse por aquellos pasillos como si fueran su casa y, en menos de un minuto, ya habían dado con una enorme puerta de madera oscura que era la entrada a la importante reunión que se estaba gestando.Allí sí que había dos gorilas bien plantados que no tenían demasiada pinta de ir a dejarles pasar.

Autorización —. Pidió educadamente uno de ellos, mirándolo a él con cierto recelo. Obviamente, aquel hombre había llegado a la conclusión de que TJ Hammond debería estar en cualquier sitio menos en una reunión de vital importancia para el conjunto de países. Bueno, no podía decir que no hubiese hecho bastantes méritos para granjearse aquella fama.

Oh, no. Yo no pienso entrar ahí dentro —. El joven alzó los brazos y miró de reojo a su compañero —. Él sí que lleva una. Espero.

§


pain is inevitable suffering is optional;


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1375

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Magik el Miér 23 Mar - 0:07











I. You can take this way

Jared Hawkins- Casa Blanca - Washington - Con TJ

El rubio torció el gesto. No le convencía del todo eso de inventarse una excusa no era su fuerte, seguramente le pillarían. — Me alojo en el hotel que hay enfrente, eso del transporte queda excluído. De hecho, por eso estoy convencido de que no me han atropellado al venir.— Y es que eso de vivir en un país que conduce por la izquierda era peligroso cuando se salía del dicho país.

Tenía que reconocer que TJ había logrado conseguir que Jared se relajara un poco, al menos, lo suficiente como para ser capaz de decir más de dos frases seguidas sin tartamudear, lo cual era un logro dado el nivel de nervios que llevaba el inglés encima. ¿Seguía pensando que le iban a matar? Por supuesto, pero podía hacerle frente al asunto mucho mejor que en el estado de nervios en el que se encontraba antes (o eso creía él).

Aunque irrefrenablemente volvió a ponerse completamente rojo cuando mencionó que un día podría tener un becario como él. — Y-Yo... Tampoco me hace falta tener a nadie det... Que haga todo por mí, aunque no lo parezca... Normalmente soy más organizado.— Y no estaba tan muerto de vergüenza y de nervios, pero ese parecía no ser su día de suerte.

Por suerte, llegaron bastante rápido a la sala de reuniones que, como bien temía el rubio, ya había dado por empezada el evento al que él debía asistir. Menos mal que no le pusieron pegas a la hora de entrar. Únicamente tuvo que mostrar la identificación que le habían dado la noche anterior. Al menos no se había olvidado de eso, lo que ya era un logro tratándose de él.

El segurata le dejó entrar, mirando de reojo a su salvador, dedicándole una sonrisa alegre antes de despedirle sacudiendo la mano. — Muchas gracias por todo, TJ, te debo una.— Y se la debía de verdad, en aquel momento, le estaba eternamente agradecido por su ayuda.

§



Muchas gracias por el pack, Oswald


My sweet little girls:
Fangirling stuff:
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1503

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Magik el Miér 23 Mar - 0:07











II. I can´t handle anything

Afueras de la Casa Blanca | Atardeciendo | Con TJ

Jared tenía razón, aquello no salió bien.

Sí, pudo entrar en la reunión y, de hecho, menos mal que lo hizo porque de no ser así le hubiera caído una buena. Mejor dicho, una peor porque la conversación que tuvo tras la reunión con su jefe no fue nada bien para el chico. Decir que había salido creyéndose un inútil era decir poco; que habían depositado una confianza en él que lo único que había hecho era romperla, que era un irresponsable, que cómo podía haber confiado en él... Cosas así de amables fueron las que llegaron a sus oídos hasta que prácticamente se hizo de noche.Y, por supuesto, más le valía no fallar en absolutamente nada más en su viaje a Washington.

La verdad es que el primer día del rubio en América y en la Casa Blanca no fue precisamente bueno (por no decir uno de los peores de su vida).

Así que ahí estaba, sentado en las escaleras del gran edificio de Washington por excelencia sin saber muy bien hacia dónde ir. Por supuesto, no tenía sueño, irónico por todo lo que había pasado puesto que debía estar agotado. Tal vez fuera por todos los nervios que había sentido hasta prácticamente cuando fue capaz de respirar al terminar de hablar con su jefe o porque se había quedado tan hecho polvo que apenas tenía ganas de moverse de allí.

Así que se permitió un segundo de egoísmo dejando sus papeles en el asfalto, sin caer en la cuenta que su teléfono móvil iba detrás de los papeles, haciendo que sonase un ligero crack cuando dio contra el suelo. Por supuesto, ¿qué más le podía pasar?

Genial...— Susurró el chico mientras cogía el móvil, comprobando que no se había roto demasiado su pantalla para poder ver qué mensaje tenía y rezando porque fuese alguien de su familia y no su jefe requiriendo sus servicios de nuevo. Se trataba de un par de mensajes de su madre preguntándole que qué tal le había ido el día, sin embargo, el rubio no estaba preparado mentalmente para responder aquello.

Así que optó por quedarse sentado un rato más, apoyándose contra las paredes blancas del edificio mientras notaba cómo el frío de la noche iba entrando poco a poco en su cuerpo.

§


Última edición por Not The Hawkguy el Jue 24 Mar - 1:07, editado 1 vez



Muchas gracias por el pack, Oswald


My sweet little girls:
Fangirling stuff:
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1503

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Novocaine el Miér 23 Mar - 23:34











II. I can´t handle anything

Afueras de la Casa Blanca | Atardeciendo | Con Jared

Desde que había dejado al extranjero a las puertas de la reunión, su vida había vuelto a ser la misma mierda rutinaria de siempre: pasear de arriba abajo por los pasillos hasta que su madre dejase de ser importante, y sonreír de vez en cuando a las caras desconocidas que se le quedaban mirando como si fuera alguna especie en peligro de extinción. Poco más que resaltar y, desde luego, nada interesante.

La tarde, como no podía ser de otra manera, había pasado incluso más lenta que la mañana. Si por TJ hubiera sido, se habría pirado de vuelta a su casa y no habría salido de la cama en días. Sin embargo, sabía de sobra que no le podía dar aquel desplante tan descarado a su madre y, para su desgracia, no le había quedado más remedio que pasarse las horas muertas pululando de aquí para allá por los pasillos.

Odiaba la Casa Blanca. Odiaba cada retrato. Cada cada puerta. Cada sala ornamentada. Vivir allí había sido desde luego la tumba de su felicidad, y sería un estigma que jamás se podría quitar de la espalda. A pesar de que su padre ya no fuera presidente, su familia estaba metida hasta las trancas en el barrizal de la política, de modo que él no podría salir del punto de mira de la opinión pública ni aunque lo deseara con todas sus fuerzas. Era terrible, y también devastador.

Solo entonces se dio cuenta de que, desde hacía muchísimos años, no pasaba tantas horas encerrado en aquellas paredes. Después de que su padre abandonase la presidencia, él había vuelto por la Casa Blanca para reuniones, mítines y poco más. Aquel día, por primera vez en lo que parecía haber sido una eternidad, había vuelto a pasarse el día en un hogar del que, desde luego, no añoraba absolutamente nada.

Cuando la noche comenzó a caer, y TJ se dio cuenta de que aquella horrible jornada no estaba ni cerca de acabar, decidió salir al exterior para que el aire fresco pudiera aclarar sus pensamientos. No tenía demasiado claro por qué pero, sujetando su tercera o cuarta copa de champán entre las manos, se había descubierto a sí mismo pensando en lo útil que sería un chute en aquel momento. Y eso era algo que no podía permitir. No estaba en la mierda de grupo de desintoxicación para eso, ni mucho menos había luchado por mantenerse meses limpio para ahora caer de nuevo por un simple momento de debilidad

Odiando con fuerza a su estúpida familia y en especial a su madre por haberle hecho pasar por aquello, abrió una de las puertas secundarias y salió a los jardines de la edificación. Allí no había a penas gente, de modo que simplemente se dedicó a pasear hasta que su furia y su mono remitieron un poco. Solo entonces, guio sus pasos hacia la parte frontal de edificio, donde unas enormes escaleras presidían la mastrodóntica entrada.

Conforme se fue acercando a la figura solitaria que había en ellas, se dio cuenta de que aquel perfil era más que conocido para él. Vaya. Parecía ser que, después de todo, la suerte se había empeñado en sonreírle un poco. Teniendo en cuenta que no estaba en su mejor momento, y que necesitaba una distracción, se acercó hacia donde Jared parecía pelearse con su teléfono.

¿Llegando tarde otra vez a una reunión? —. Preguntó para llamar su atención. Sin embargo, en aquella ocasión, no estaba de humor como para hacer demasiadas bromas de modo que, simplemente, susurró aquello a modo de saludo.


§


pain is inevitable suffering is optional;


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1375

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Magik el Jue 24 Mar - 0:59











II. I can´t handle anything

Afueras de la Casa Blanca | Atardeciendo | Con TJ

"¿Qué tal el viaje, cielo?" Era una sencilla pregunta a la que el chico no se veía preparado para responder. ¿Y qué podía poner? Si le ponía al día de lo que había pasado se preocuparía por él (si bien no se sentía decepcionada, que también entraba en la fórmula). Miraba el móvil tan concentrado que parecía que de esa forma la respuesta se podía hasta escribir sola. Tristemente, eso no era así, el cursor seguía parpadeando a la espera de unas palabras que no llegaban. Y que, por el momento, no iban a poder escribirse, más que nada porque una voz le interrumpió en su momento de auto-lamento.

El rubio alzó la mirada encontrándose con los ojos azules de su Salvador. La pregunta de este logró sacarle una media sonrisa amarga que lentamente se dibujó en sus labios. — No, creo que hasta que mis cenizas hayan desaparecido de la tierra, es la última vez que se me permite perderme una reunión.— Si bien su tono trataba de mostrar fingida alegría no era más que eso, un sentimiento con el que estaba lejos de identificarse en ese momento.

Sin embargo, rápido como un rayo golpeó en la mente de Jared el recuerdo de que gracias a él había podido llegar (tarde, sí, pero si tarde le habían dicho todo aquello, si hubiese faltado no se lo quería ni imaginar) y, como bien le dijo antes de entrar en la sala, estaba en deuda con él. — Pero gracias a ti no ha sido peor.— No sabría decir muy bien si era por el frío que comenzaba a acentuarse por el atardecer o que sus palabras habían sonado mucho peor dichas en voz alta.

Pero no tardó en rectificar para dejar claro cuánto quería decir. — Quiero decir, estoy en deuda contigo, mientras esté en mi mano, puedo hacer cuanto quieras.— Desde luego no iba a llegar muy lejos en el mundo de la política hablando así. Él solo quería ser amable y cuanto más trataba de arreglarlo, más metía la pata (o así lo estaba viendo él, al menos). — N-No, o sea, sí, yo, te debo una y... Y pu-pues puedes pedírmelo ahora, quería decir.

Odiaba cuando se ponía tan nervioso que no podía dejar de tartamudear. Le pasaba más de lo que le gustaría (aunque es verdad que preferiría no hacerlo), pero trabarse mientras trataba de hablar de algo serio o urgente lo único que lograba era exasperar a la otra persona o hacer que perdiese el interés (eso sin contar con las respectivas burlas por su pequeño problema). Así que, como siempre que le pasaba cuando le daban esos pequeños ataques, cogió aire profundamente, exhalando despacio.

Sólo así lograba controlarlo lo suficiente como para poder hablar un poco mejor, eso sí, las mejillas ardiendo no se las podía quitar en absoluto. — Lo siento.— Se disculpó por su tartamudeo, por supuesto, para él era algo bastante horrible y lo pasaba un poco mal.


[size=40]§[/size]



Muchas gracias por el pack, Oswald


My sweet little girls:
Fangirling stuff:
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1503

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Novocaine el Sáb 26 Mar - 13:15











II. I can´t handle anything

Afueras de la Casa Blanca | Atardeciendo | Con Jared

Las primeras palabras del joven, consiguieron arrancarle una sonrisa amarga a TJ. En realidad, él ya sabía cómo funcionaban aquellas cosas, y había asumido que no iba a librarse de una buena bronca así por las buenas. Aun así, podría haber sido mucho peor: seguramente, su madre lo habría despedido nada más poner un pie en la reunión. Así que, en el fondo, se podía decir que había tenido algo de suerte. A pesar de ello, no dijo nada al respecto. Estaba más que claro que el joven inglés no necesitaba que siguieran hostigándole con aquella mierda de día que había llevado.

Vamos, no tienes nada que agradecerme —. Dijo mientras se sentaba a su lado. A sus ojos, acompañó una mirada cándida que bien demostraba que sus palabras eran ciertas—. En realidad, yo no pintaba mucho aquí, ¿sabes? Quiero decir, no es que yo tuviera ninguna reunión importante —. Rio con suavidad —. Si has visto alguna vez las noticias de la CNN International, ya debes saber que lo de la política no es definitivamente lo mío así que... Digamos que llevarte a la reunión ha sido lo más útil que he hecho por ella en muchos años —. Sus palabras, acabaron con un pequeño suspiro.

La forma en la que el otro comenzó luego a tartamudear, definitivamente consiguió enternecerle un poco. El pobre de verdad daba la imagen de estarlo pasando realmente mal, de modo que tampoco veía motivos para contribuir a que ese sentimiento se prolongara mucho. Fue entonces, cuando tuvo una genial idea. Sí, él. De esas que solo tenía más o menos dos veces por cada cinco años.

Eh, vamos. Tampoco ha sido para tanto —. TJ dirigió su mirada hacia el joven y le dedicó una cándida sonrisa —. Pero si te empeñas... Llevo un día de mierda, y diría que tú también. Sé que estás cansado y que a lo mejor prefieres dejarlo para otro día pero... ¿Te hace una copa? Prometo que no te entretendré mucho y que antes de las doce estarás en tu habitación de hotel para descansar todo lo que no has descansado hoy, ¿qué te parece?

Esperó por la respuesta con las cejas alzadas. A lo mejor aquello no era ni de lejos lo mejor que le podía pedir al inglés, pero tampoco era como si quisiera exprimirlo demasiado. El pobre ya tenía suficiente con lo que tenía. Además, que a lo mejor un poco del alcohol en la sangre contribuía a que se relajara un poco de una vez por todas. Aquella continua sensación de que el otro iba a explotar a causa de la presión, ya comenzaba a preocupar a TJ, quien no recordaba haber visto mayor manojo de nervios en su vida. Posiblemente, aquello se debiera a que la falsedad de todo el mundo en la Casa Blanca les obligaba incluso a ocultar sus estados de histeria.

§


pain is inevitable suffering is optional;


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1375

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Magik el Dom 27 Mar - 1:39











II. I can´t handle anything

Afueras de la Casa Blanca | Atardeciendo | Con TJ

TJ podía decir lo que quisiera, pero realmente estaba agradecido por haberle ayudado, es decir, ¿qué habría hecho sin él? Estaría ahora mismo despedido y buscando un billete de avión barato para volver a inglaterra. Así que el moreno ya podía decir misa, que Jared seguía debiéndole una bien grande, incluso si tenía que comprarle chocolate o algo así. A fin de cuentas, él era un caballero inglés y ¿qué menos que devolverle de alguna forma (por muy cutre que fuera) el no haber perdido su trabajo? Así que, por mucho que no lo pareciese en él, pensaba hacer cuanto quisiera ignorando las palabras de este. Por supuesto, no se lo iba a decir, claro, sabía donde encontrarle así que no tenía problemas con volver a verle.

Jared le hizo un hueco a su lado para dejar que se sentase junto a él siguiéndole con la mirada sin decir nada. Claro que había escuchado hablar de él en la televisión y, por supuesto que conocía el pasado de este, pero no le pareció de buena educación decirlo ni darlo por hecho. A fin de cuentas, era una persona no un mono de feria, él tenía todo el derecho del mundo a querer algo de privacidad y, desde luego, Jared se lo iba a dar. Por lo que no, no comentó nada sobre lo de la televisión y dar por hecho que conocía su historia. — Entonces lamento ser yo quien te tenga que decir que no ha servido mucho más que para salvarme a mí.— El chico esbozó una media sonrisa. Normalmente era más positivo, pero aquel no había sido un buen día, por lo que sus palabras tampoco eran tan alegres (y cuando lo eran salían a trompicones, lo que casi era peor).

El joven parpadeó unas cuantas veces cuando le preguntó si quería salir a tomar una copa. Realmente no se esperaba aquella invitación. No es que no la agradeciera, que por supuesto que lo hacía, sin embargo, tenía que reconocer que le había pillado un poco de improvisto. — E-Eh, yo...— El rubio desvió su mirada hacia los papeles que tenía a su lado junto a su móvil, mordiéndose el labio inferior durante un segundo. Los gritos de su jefe resonaban en su cabeza, lo que le hacía sentirse culpable de querer decir que sí. Pero estaba claro que quedarse ahí compadeciéndose de sí mismo no era sano, además, le debía una... — ¿A las doce habías dicho?— Preguntó aquello de forma calmada, para no tener que tartamudear (porque se conocía y estaba nervioso, lo que acentuaba su tartamudez). — Espero que sea un poco antes, ya sabes, para que el carruaje no se convierta en una calabaza.— Bromeó el joven soltando una pequeña carcajada.

Vale, era una soberana tontería pero... Pero era lo que había pensado cuando este le dijo que se marcharían pronto y tenía que hacerlo. — Me parece perfecto, creo que necesito una copa y... Y además no estoy tan cansado... Es lo que tiene el Jet-lag.— Su voz seguía siendo tranquila, despacio y así lograba no tartamudear mientras hablaba. Tal vez un trago era lo que necesitaba, así dejaría de sentirse tan estúpido cada vez que las palabras se le atragantaban en su garganta.


[size=40]§[/size]



Muchas gracias por el pack, Oswald


My sweet little girls:
Fangirling stuff:
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1503

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Novocaine el Dom 27 Mar - 13:56











II. I can´t handle anything

Afueras de la Casa Blanca | Atardeciendo | Con Jared

La pequeña broma de Jared hizo reír a TJ, quien a cada segundo se sentía un poco más cómodo junto al inglés. No era como el resto de personas con las que solía salir a pasar la noche pero, desde luego, prometía ser divertido. Tal vez de una forma totalmente diferente a como acostumbraba, pero interesante, después de todo.

Tu calabaza está a salvo conmigo, no hay nada que temer —. TJ dio una suave palmada con ambas manos y luego giró todo su cuerpo hacia donde estaba situado Jared, colocando una de sus rodillas en el peldaño de las escaleras —. Sé de un sitio que no está demasiado lejos de aquí —. Comenzó, con un evidente tono entusiasmado en su voz —. Es un lugar tranquilo, no te preocupes. La música no es demasiado alta y hay sofás para poder estar cómodos un rato. Además, sé que nos tratarán bien.

Le guiñó un ojo divertido ante aquella frase. El local era de uno de sus amigos. Él mismo no solía frecuentarlo demasiadas veces porque, cuando salía, solía estar de fiesta hasta por la mañana, pero tenía que reconocer que era uno de los lugares más complacientes en los que había estado: fiesta pero tranquilidad al mismo tiempo. ¿Es que se podía pedir más para una situación como la que ahora tenía entre manos? Sin dudarlo, el joven americano se levantó y le tendió la mano al otro, a la espera de que la tomara para poder partir hacia allí.

Tal vez tengamos que coger un coche... Pero no estaremos allí en menos de cinco minutos. De verdad que espero que te guste... Y que te haga odiar un poco menos este país —. Bromeó —. Haré que empieces con buen pie aquí, tienes mi palabra —. En cierto modo, comprendía que el inglés estuviera deseando volver a su país después de la terrible experiencia del día que acababa de pasar, pero él no sería para nada un buen anfitrión si permitiera que aquel sentimiento se prolongara demasiado.

Además, él mismo necesitaba urgentemente huir de aquella maldita casa que tan malos tragos le había hecho pasar. Tal vez, si salía a airearse un poco, podría olvidarse del mal día que le había tocado soportar entre aquellas paredes. Eso sí, tendría que avisar a su madre para que no se espantara demasiado al no verlo allí... Al fin y al cabo, era la primera vez que iba a salir a algún sitio de fiesta desde que estaba en rehabilitación.

§


pain is inevitable suffering is optional;


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1375

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Magik el Dom 27 Mar - 15:02











II. I can´t handle anything

Afueras de la Casa Blanca | Atardeciendo | Con TJ

Parecía que su broma, aunque él tenía la sensación de que era una estupidez en lugar de algo gracioso, le había resultado llamativa a TJ (eso o lo hacía por cortesía), lo que consiguió que una mueca de alivio se abriese paso en su rostro. No estaba mal, de esa forma iba relajándose poco a poco. La verdad es que el moreno lograba hacerle olvidar sus preocupaciones y sentirse mucho más cómodo en un lugar que se le había antojado bastante hostil debido a su experiencia de esa misma mañana.

Y este parecía emocionado ante la idea de salir a tomar algo. Tenía que admitir que eso de salir de fiesta no era especialmente lo suyo (aunque eso estaba claro sin necesidad de que Jared dijera nada). por él se hubiera quedado en su habitación leyendo algún libro o viendo una película hasta caer rendido en la cama. Sin embargo, TJ parecía realmente emocionado con la idea de salir, incluso había pensado en el lugar ideal para no perturbar demasiado el ciclo del sueño de Jared y no volviese a meter la pata más (difícil pero más le valía no hacerlo). — Suena bien, la verdad.— Y era cierto porque aunque no fuese muy fiestero, el local parecía bastante tranquilo. Además, con lo ilusionado que se encontraba el moreno, no sería capaz de decirle que no.

Así que, y sin poder remediarlo, se encontró con las mejillas encendidas por su guiño (deseando que TJ pensara que eran por el frío) y tomando su mano para poder levantarse de las escaleras de la Casa Blanca. — Un coche... Está bien, pero no me siento delante, aún no me he acostumbrado a eso de que se conduzca por la derecha.— Ese era un gran miedo de Jared, que acabase atropellado por mirar hacia donde no debía.

No odio mucho este país.— Aclaró el chico tratando de no soltar una pequeña risa ante la idea. — Aunque eso de empezar con buen pie suena realmente bien.— Tuvo que confesar el rubio mientras tomaba los papeles que se había llevado consigo entre sus brazos y guardándose el móvil en los pantalones para que no  se le volviera a caer al suelo.

Estoy listo, ¿vamos?— Su voz sonaba hasta emocionada ante la expectativa de visitar aquel lugar. Vale, no debería  marcharse de fiesta horas después de una soberana regañina, pero TJ se lo había propuesto realmente bien, además, no sabría decir porqué, pero le apetecía pasar una noche con el joven. A fin de cuentas, era la única persona de aquel lugar que se había portado bien con él. — Tú guías... Otra vez.

§



Muchas gracias por el pack, Oswald


My sweet little girls:
Fangirling stuff:
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1503

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Novocaine el Lun 4 Abr - 19:42











II. I can´t handle anything

Afueras de la Casa Blanca | Atardeciendo | Con Jared

¿Y piensas dejarme a mí solo ahí delante? —. Chasqueó la lengua, intentando bromear. A lo mejor el otro había asumido que tenía alguna especie de chófer o algo así para que los llevara de aquí para allá y aunque, ciertamente, sí que lo tenía, no pensaba llevarlo pegado al culo aquella noche. Normalmente, chófer se traducía en guardaespaldas, y guardaespaldas en niñera de mierda que luego se chivaría de todos sus movimientos a su madre. Ni de coña, vamos —. Parecerá que soy tu conductor —. Rio tras aquello y comenzó a bajar las escaleras mientras esperaba a que el otro le siguiera.

Después de la mierda de día que habían llevado, cada uno por sus motivos, TJ estaba totalmente determinado a hacer que ambos olvidaran sus problemas de un plumazo. En su estado, no podía abusar del alcohol, pero esperaba que la conversación pudiera tener también ciertos tintes adictivos.

No tengo muy lejos el coche —. Comentó mientras doblaba la esquina de las escaleras y se dirigía hasta el aparcamiento. Por suerte, todo el mundo seguía dentro del edificio y allí no había un alma. Mejor, así nadie los vería marcharse. Aun así, suponía que tendría que avisar a su madre para que no se volviera loca buscándole por la Casa Blanca—. Se suponía que venía con mi madre y su chofer, pero me he dormido un poco así que he tenido que venir por mi cuenta —. Explicó mientras abría las puertas desde la distancia y las luces del mismo se encendían —. Lo que al final ha sido una suerte y todo.

TJ se montó en el asiento del conductor y dejó que el otro eligiera libremente dónde se quería montar. No es que le entusiasmara demasiado ir él solo ahí delante, pero tampoco quería que el otro fuera todo el camino espantado por el mero hecho de tener la ilusión de que se iban a estrellar de un momento a otro. De hecho, hasta podía comprender su incomodidad porque eso mismo era lo que a él lo había inquietado durante su viaje a Londres.

Mientras encendía el motor y se ponía el cinturón de seguridad, se dedicó a observar divertido por los espejos retrovisores a su nuevo compañero inglés. Tenía que reconocer que cada mínimo movimiento que hacía, desprendía una especie de atractivo inquietante. Vale, no era un sex symbol. Pero era adorable, y eso era algo a lo que TJ no estaba ni de lejos acostumbrado. Esas dudas, los sonrojos que cada vez eran más evidentes... Simplemente no era capaz de quitarle los ojos de encima, aunque más le valía no ser demasiado evidente, o acabaría por espantar al chico. El joven sabía de sobra que no era la persona más sutil del mundo, pero tendría que intentar comportarse por el bien de ambos.

§


pain is inevitable suffering is optional;


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1375

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Magik el Dom 10 Abr - 13:39











II. I can´t handle anything

Afueras de la Casa Blanca | Atardeciendo | Con TJ
Ni siquiera había caído en la posibilidad de que, claro, si él se ponía atrás, TJ se quedaría solo en la parte delantera del coche. Tal vez el respeto que le tenía a ver conducir por el lado contrario desde la primera fila era más de lo que podía parecer en realidad. Además, no estaba bien dejarle solo después de todo cuanto había hecho por él y de que este mencionase que no le hacía especial ilusión parecer un chofer. La suerte estaba echada, no le quedaba otra que enfrentarse a la forma de conducir no británica. — E-Eh, ti-tienes razón, me-mejor me pongo delante.— Mierda, mierda, ¿por qué no hacía más que ponerse nervioso y tartamudear sin parar?

Se sentía realmente estúpido, él debía pensar que lo era. De los encuentros que habían tenido no había ninguno en el que no hubiese quedado como un absoluto desastre, más que de costumbre, quería decir. Eso sin contar con que se ponía rojo como un tomate cada dos por tres y el tartamudeo. Prefería no pensar en el porqué ya que, únicamente con plantearse la respuesta, se sentía como si le estuviera dando un ataque. Así que era mejor concentrar todos sus sentidos en no tratar de ser un completo idiota, como lo estaba siendo.

Se dejó guiar hasta el coche que, como el moreno había dicho, no estaba nada lejos del lugar donde se encontraban. — Sí, supongo que sí que ha sido una suerte.— Comentó el chico, algo distraído porque, en verdad, estaba más pendiente del coche y de la carretera que de otra cosa. Vale, sí que es cierto que tenía cierto miedo a que le acabasen atropellando por no mirar por donde iba (cosa que siendo él quien era, no era una idea tan descabellada). Vale, era el momento de ir a la puerta del copiloto que era la... La derecha, la derecha. Hizo el amago de ir hacia el lado del conductor, pero como TJ fue hacia esa puerta sin pensárselo dos veces cayó en la cuenta de que era el lado contrario.

El rubio suspiró antes de entrar al coche. Por Dios, ¿acaso podía ser más idiota? No, desde luego que no. Pero seguía con la idea de que era mejor no pensarlo, ya se martirizaría al llegar a su habitación de hotel, por eso no había problemas. — Está bien.— Suspiró mirando la guantera como esperando encontrarse con el volante. — No está tan mal como pensaba.— En realidad sí que se sentía un poco incómodo, pero optó por no decirlo, ya estaba siendo lo bastante idiota como para ampliar los límites.  

Tras ponerse el cinturón de seguridad, colocó sus papeles en el regazo, apretando ligeramente estos como forma de canalizar los nervios de... De todo en general, si en aquel momento el pobrecito no era persona, era un manojo de nervios. — Ya-Ya no te-tendrás q-que hacer de chó-chófer.— El chico trató de esbozar una media sonrisa nerviosa. — P-Pero me sigue pareciendo muy extraño estar a-aquí como copiloto.

Pero bueno, le había dado su palabra de que iban a ir, aunque no debería por la bronca de aquella tarde pero estaba en deuda con él y, de no ser porque era un completo idiota, incluso le gustaría esa situación.

§



Muchas gracias por el pack, Oswald


My sweet little girls:
Fangirling stuff:
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1503

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Novocaine el Lun 2 Mayo - 23:20











II. I can´t handle anything

Afueras de la Casa Blanca | Atardeciendo | Con Jared

TJ miró de reojo a Jared mientras giraba la llave de contacto y arrancaba el coche. Parecía ser que, mucho que lo intentara, no iba a conseguir que se relajase un poco si no era mediante un par de copas. En el fondo —y para su propia sorpresa— tampoco le desagradaba del todo la actitud del chico. Normalmente, no solía soportar a la gente que se pasaba de modosa o de educada, pero aquel comportamiento era tan genuino por parte del inglés que incluso había comenzado a encontrarle un extraño pero gratificante encanto.

Poniendo toda su atención en la conducción, sacó el coche del hueco en el que había estado aparcado y puso rumbo hacia la salida de aquel desolado parking. Por suerte, allí no había nadie que los hubiera podido ver marchar. Seguramente, notarían su ausencia de todas formas, pero para aquel entonces ya se habría pirado de aquel nido de serpientes. Y lo que era mejor, había huido bien acompañado. Prácticamente, se podía decir que había tenido suerte, al menos por una vez en su vida: no solo se había librado de una terrible jornada que apuntaba a tener un final tan aburrido como había sido su principio, sino que se había llevado con él a un muchachillo de lo más encantador. Era curioso cómo habían cambiado las cosas.

Si te mareas, siempre puedes abrir la ventana —. Propuso, con una media sonrisa. Aun así, no pudo mirarle, pues tenía sus ojos clavados en el cristal —. Habremos llegado allí incluso antes de que te hayas dado cuenta —. Tras una pequeña pausa, dejó escapar una leve carcajada—. Aunque puede que si te emborracho lo suficiente, luego te convenza para ir a dar vueltas por ahí hasta que se te pase el miedo —. Acabó por bromear. Realmente no tenía la más mínima intención de reírse de él. De hecho, aquellas palabras ni siquiera habían salido de su boca en tono burlón. Sin embargo, no dejaba de parecerle divertida la tensión que era más que evidente en sus músculos.

Por suerte, lo que le había dicho no era ninguna mentira, y de verdad que no se hallaban demasiado lejos de su destino. Tal vez el tiempo de llegada se alargaba más por los semáforos que encontraban en rojo que por la distancia que los separaba en sí. A pesar de ello, decidió que no era buen momento para acelerar más de la cuenta y simplemente se tomó el trayecto con paciencia, siempre aprovechando la más mínima oportunidad para mirar de reojo a su compañero y asegurarse de que no se desmayaba.

Lo cierto era que en la penumbra de la noche, y únicamente iluminado por las luces artificiales de la ciudad, tenía un aspecto realmente atractivo. No estaba acostumbrado a aquel tipo de compañías, si era sincero consigo mismo. El chico inglés, a pesar de estar en evidente estado de nerviosismo, tenía un porte bastante elegante. Por no mencionar que el traje y la camisa le quedaban como anillo al dedo. El único punto informal lo ponían sus cabellos claros medianamente despeinados, los cuales enmarcaban unos rasgos realmente finos. Joder. Era hermoso. No era nada que no supiera ya de antes, pero ahora tenía más tiempo y calma como para fijarse en ello.

A pesar de todo, trató por todos los medios de no ser demasiado evidente. No estaba como hacer aquel tipo de tonterías, ni mucho menos como para encapricharse de otro chico profesional y responsable. Ya había cometido ese error antes, y de verdad que deseaba convencerse a sí mismo de que no se iba a volver a repetir. Probablemente, en el pasado, ya estaría ideando cualquier plan estúpido para llevárselo de vuelta a su piso. Sin embargo, había acabado por aprender la lección: la gente de provecho —y más dentro del mundo de la política— no era definitivamente para él.

Un par de minutos y llegamos —. Acabó anunciando con voz suave —. Es justo detrás de aquella esquina —. Con los ojos, le indicó un edificio cuyos bordes estaban decorados con unas luces de neón granate. No era demasiado ostentoso, ni mucho menos vulgar, pero llamaba bastante la atención.

§


pain is inevitable suffering is optional;


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1375

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Magik el Vie 6 Mayo - 13:15











II. I can´t handle anything

Afueras de la Casa Blanca | Atardeciendo | Con TJ
Desde luego, le seguía pareciendo muy raro el estar en el lugar equivocado, porque para él lo era, del coche. De hecho, se tuvo que contener para no alargar las manos hacia un volante imaginario y ponerse a conducir. Hasta él sabía que aquel gesto era demasiado friki incluso para alguien como Jared, que ya dejaba bastante que desear con su problema de tartamudeo así como el ponerse nervioso cada vez que TJ le preguntaba incluso qué hora era.

Sabía que era de mala educación, sin embargo, la mejor forma que se le ocurrió de dejar de pensar en las diferencias viarias de américa, sacó el teléfono móvil para comprobar si tenía algún nuevo mensaje; cosa que de hecho así era. Cuando desbloqueó el teléfono, se encontró con un mensaje de su jefe avisándole que la reunión programada para las 9, se pasaba a las 11 porque asistiría más gente, cosa que tenía que tener en cuenta a la hora de la preparación por dicha reunión. El joven se mordió el labio inferior, pasándose la mano izquierda por el pelo, enredando sus dedos en este, la verdad es que eso le daba más tiempo y así poder relajarse un poco con el plan de TJ.

De hecho, estaba inmerso en esos pensamientos y ni se enteró de que el conductor le estaba lanzando alguna que otra mirada de soslayo. Lo que sí escuchó fue el comentario de que le iba a emborrachar para darle una vuelta en el coche, ante eso no pudo hacer menos que sonrojarse (obviamente, porque no podía ser de otro modo) antes de ser capaz de verbalizar respuesta. — N-No creo qu-que emborrach-charme sea bu-buena idea.— Aunque como no estaba para nada acostumbrado a beber, salvo alguna copa que otra de vez en cuando, con apenas dos cervezas su juicio se nublaba lo suficiente como para hacer cosas que no haría normalmente aunque sí que los recordaba al día siguiente... Sobretodo para sentirse un completo estúpido por lo que había hecho. — De todos mo-modos, cr-creo que estaré lo su-suficiente como pa-para acostumbrame.— O en eso confiaba Jared, porque si no se acostumbraba lo pasaría realmente mal, o acabaría atropellado, que era peor.

De hecho, solo de pensar en emborracharse, le estaba dando algo. Es decir, no debía beber mucho, más que nada porque al día siguiente tenía trabajo, le habían echado la bronca por ser irresponsable justamente esa misma mañana, además estaba el hecho de que su acompañante... Sacudió la cabeza repetidas veces, aunque trató de ser lo más sutil posible porque iba acompañado. Pero no, no quería pensar en el moreno y en lo nervioso que se ponía al estar a su lado, ni el porqué de eso. No, desde luego que no. Jared no era así, él era un chico mucho más calmado en aquel sentido, únicamente había tenido una relación en su vida y.... No había acabado bien, lo que le había hecho ser aún más precavido para con sus relaciones amorosas. Y desde luego pensar en lo atractivo que le parecía TJ no era bueno para intentar mantener algo de ese equilibrio mental.

Por suerte, llegaron al bar que había comentado, por lo que puso toda su atención en este para dejar de pensar en cualquier otra cosa. El moreno parpadeó unas cuantas veces al ver el colorido de ese edificio. — Vaya...— Apenas si lo susurró, lo cierto era que no se lo esperaba tan... Respalandeciente. Ojalá no fuese igual por dentro, estaba claro que el rubio no iba a ese tipo de lugares tampoco.

Una vez que salieron del coche, el chico tuvo que comprobar un par de veces por donde iban los coches antes de pasar la acera; por supuesto, se tomó la libertad de dejar los papeles en el coche de TJ, a fin de cuentas, volvería con él, ya que no tenía ni idea de dónde estaba su hotel ni como volver. — ¿De qué me ha-habías dicho que cono-conocías este lugar?— Preguntó el rubio, lo cierto era que a pesar de que había escuchado unas cuantas cosas de TJ, no las suficientes como para conocer tanto de él; de hecho, se podría decir que poco más de la salida del armario de este a tan temprana edad. A Jared no le gustaba meterse en la vida privada de los demás, no era su estilo.

§



Muchas gracias por el pack, Oswald


My sweet little girls:
Fangirling stuff:
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1503

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Novocaine el Mar 10 Mayo - 22:13











II. I can´t handle anything

Afueras de la Casa Blanca | Atardeciendo | Con Jared

Cuando TJ aparcó el coche, no pudo evitar mirar de reojo a su acompañante. Bueno, parecía ser que al menos no le había dado un ataque de nervios en el proceso de llegar al lugar y dejar quieto el vehículo. Sin demorarse mucho más abrió su puerta y salió al fresco aire de la noche para desperezarse un poco. Desde su posición, ya era capaz de escuchar un ligero barullo en la puerta del bar. Parecía ser que iba a haber buen ambiente.

Venía aquí cuando era más joven —. Respondió inmediatamente mientras se colocaba a la altura de Jared—. Ya te dije que era un lugar bastante tranquilo y acogedor, aunque durante un tiempo dejé de frecuentarlo tanto. A veces me arrepiento un poco y todo —. Rio suavemente y le dio una ligera palmadita en el hombro para animarle —. Me alegro de haberte podido traer, así tengo una buena excusa para volver —. Sin más, comenzó a andar hacia la entrada.

Allí habían un par de grupos de personas fumando y charlando, pero al margen de eso, absolutamente nada fuera de lo normal. Con un gesto natural, TJ cogió suavemente el brazo de Jared para que se no se le perdiera en el proceso de entrada. Conforme avanzaban, la música interior cobraba un poco más de intensidad.

Tal y como el chico había esperado, había varias mesas libres esperando por su llegada. La que más le llamó la atención a TJ fue la que estaba justo en la esquina derecha. No era demasiado grande, pero dos de sus contornos estaban rodeados por unos mullidos sofás negros que de verdad llamaban a sentarse en ellos. Sin dudarlo, se giró hacia su acompañante y, aprovechando que todavía no lo había soltado, le dio un pequeño tirón de la manga para llamar su atención.

¿Qué te parece? —. Preguntó señalando con la cabeza hacia la susodicha mesa. Aunque, en realidad, lo que estaba esperando era saber su impresión general del local. Para él era simplemente fabuloso, pero tampoco tenía demasiada idea ni de cómo eran los bares en Londres ni mucho menos de cómo tendía a entretenerse Jared en aquellas circunstancias. Tal vez, después de todo, hubiera preferido algo más cañero. Aunque siempre estaría a tiempo de llevarlo a otro sitio más tarde si aquel no le causaba una buena primera impresión, claro— Dime qué te apetece tomar. Vamos, invito yo a la primera.

§


pain is inevitable suffering is optional;


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1375

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Magik el Dom 22 Mayo - 18:17











II. I can´t handle anything

El Bar de TJ | Noche | Con TJ
Así que, el sitio parecía ser bastante especial para él, al menos, lo suficiente como para que este hablase con cierta añoranza en su voz. No, desde luego, no era un sitio a los que él iría si dependiera de él pero, bueno, tampoco parecía tan malo y TJ parecía bastante emocionado con la idea ya desde el primer momento, cosa que solo fue en aumento a medida que se acercaban. El rubio miraba a su alrededor mientras caminaban hacia la entrada con curiosidad. Si bien su idea no había cambiado demasiado, la perspectiva tampoco le desalentó. Tenía que ser sincero; TJ estaba en lo cierto, el sitio no estaba nada mal y él necesitaba desconectar un poco.

Siempre está bien recuperar vie-viejas costu-tumbres.— El chico miraba hacia los lados de forma distraída. Sin embargo, al notar que el moreno le pasaba del brazo, no pudo evitarlo y, sobraba decir que icto facto, el chico se puso ligeramente rojo comenzando a tartamudear de nuevo. El plan sonaba muy bien, vale, pero él tenía que relajarse o su acompañante acabaría desesperado por el comportamiento de este. Eso era lo que casi siempre le pasaba cuando se ponía muy nervioso y comenzaba a ser terriblemente torpe.

Así que carraspeó, sacudió la cabeza para así intentar centrarse y controlarse tanto como le era posible. Por suerte, contando tanto con el ajetreo del lugar como de las ganas del moreno por regresar, igual ni se fijaba en él más que para no perderle de vista a la vuelta (o eso esperaba, que había dejado los papeles en su coche y los necesitaba para la noche siguiente).

Una vez dentro del lugar, el rubio se centró en examinar cada lugar de este. Tenía que reconocerlo, no parecía tan llamativo por dentro que por fuera, cosa que le aliviaba bastante. Igual con suerte podrá sentarse en algún lado, tomar algo y volver al hotel en un par de horas. Una pequeña risa se ahogó en su garganta, ya que podía ser algo así como el plan más aburrido que se hubiese pensado en aquel lugar. Desde luego, estaba claro que no era un buen acompañante para aquel tipo de fiestas.

Al sentir el tirón de su acompañante, sus ojos se desviaron hacia donde este señalaba, valorando durante un par de segundos la opción para sentarse. — Me parece perfecto.— Jared ladeó una sonrisa hacia TJ, eso sí, sin ser capaz de mirarle a los ojos más de dos segundos seguidos, pero la verdad era que le había leído la mente; no podía haber pedido nada mejor en aquel momento.

Y, efectivamente, los sillones eran tan cómodos como parecían a simple vista. Jared se libró de su abrigo, ya que en el local hacía calor para llevarlo encima, sacando su cartera del bolsillo; justo cuando TJ se ofreció a invitar la primera ronda. Tenía que admitir que le pilló bastante desprevenido, se notó en su rostro cuando el rubio se quedó con la boca levemente entreabierta durante unos pocos segundos. — No, no, no...— Obviamente, no pensaba dar su brazo a torcer, al menos, no en ese momento (él también podía sacar una vena cabezota si se lo proponía). — No, pago yo, ¿qué quieres tomar?— Aprovechando la ventaja que le había dado el coger la cartera antes, levantándose del asiento para marcharse en cuanto supiese qué quería TJ. — Tú-Tú me has traído, invito yo. Es lo justo.

§



Muchas gracias por el pack, Oswald


My sweet little girls:
Fangirling stuff:
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1503

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Novocaine el Sáb 28 Mayo - 18:14











II. I can´t handle anything

Afueras de la Casa Blanca | Atardeciendo | Con Jared

A TJ le sorprendió la invitación por parte del otro, pero al instante le provocó una pequeña sonrisa. Bueno, ya tendría él mismo la oportunidad de invitar a la segunda. Tampoco le iba a decir que no. Además, creía que podía tomarse aquello como una pequeña muestra de agradecimiento por haberlo sacado del terror de la Casa Blanca. Podría incluso llegar a comprenderle.

Uhm... Está bien —. Comentó, quitándose su propia chaqueta y tirándola al sofá para luego sentarse él —. Una cerveza estaría genial para empezar —. Después de aquellas palabras, le dedicó una sonrisa mucho más amplia que la anterior, incluso se podría decir que un poco juguetona. Desde luego, no pensaba pasarse de la raya con el alcohol y mucho menos teniendo en cuenta que luego debía dejar al otro en su hotel, pero tampoco iba a pasarse todo el rato que estuvieran allí a base de simples botellines. Probablemente luego se pediría algo un poco más fuerte y ahí acabaría su andadura antes de marcharse. En plena desintoxicación... Prefería no tentar a la suerte.

Todavía con un remarcable brillo en los ojos, observó marchar a Jared hasta la barra. De nuevo, no pudo evitar dejar la mirada fija en él como si se la hubieran pegado con pegamento. Realmente no fue consciente de lo que estaba haciendo, pero por un momento se imaginó cómo sería... Bueno, estar con él. En pocas palabras. No tenía que ser mucho más mayor que él mismo después de todo, e incluso podría ser que fuera más joven. Pero tal vez... No tenía por qué salir siempre todo mal, ¿no?

Por suerte para él, no tuvo demasiado tiempo para pensar en esas tonterías porque en la barra le atendieron suficientemente rápido. Tan pronto como cayó en la cuenta de que podría girarse y encontrárselo con la mirada fija en el cogote, decidió despegar sus ojos de él y clavarlos en la mesa hasta que él mismo llegara.

Estaba tan concentrado en no parecer demasiado atento, que no se dio cuenta de que por la puerta había entrado un pequeño grupo de jóvenes de su edad. Solo cuando el barullo que armaban estuvo lo suficientemente próximo, los miró de reojo sin demasiado afán. Bueno, al menos tenía la suerte de no conocer a ninguno de ellos. Prefería que su pasado no fuera demasiado evidente para Jared en ese momento, más que nada porque podría sacar conclusiones de él mismo que ya no eran del todo ciertas.

Al ver al chico aproximarse, alzó la vista hacia él y tendió su mano derecha hacia lo que traía.

Eh, gracias —. Rio suavemente, moviéndose por los mullidos cojines del sofá para dejarle espacio de sobra en el que poder acomodarse. Sin embargo, sus instintos no dejaron pasar el detalle de que alguien estaba mirando más de la cuenta a su compañero.

§


pain is inevitable suffering is optional;


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1375

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The Most Wonderful Time of the Year

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
AvatarCamposContacto

Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.