Últimos temas
» The North Remembers
Hoy a las 12:46 por Red

» Dark arrow
Hoy a las 8:10 por Bastet

» Confieso que...
Hoy a las 5:23 por Bastet

» Why don't we find out?
Hoy a las 3:29 por Party Poison

» I knew you. I know you
Hoy a las 2:27 por SapphireDragon

» ─I feel it coming
Hoy a las 2:19 por Momo

» ~ Silver was a rarer metal than gold
Hoy a las 2:14 por SapphireDragon

» Save me from the Dark (+18)
Hoy a las 1:51 por SapphireDragon

» ➤ A drop in the ocean
Hoy a las 1:42 por SapphireDragon

» Seeing yu smile, make me feel so happily, too.
Hoy a las 1:14 por SapphireDragon

» The Courage To Say I Love You
Hoy a las 1:00 por SapphireDragon

» ¡No apagues la llama!
Hoy a las 0:38 por SapphireDragon

» Pigs must be killed
Hoy a las 0:26 por Songbird

» ~ We could be heroes
Hoy a las 0:10 por SapphireDragon

» Plastic Love
Ayer a las 21:19 por Seishiro

Créditos...
La idea y fundación de Skipping Stone es de la antigua usuaria y administradora Aqua. Diseño de gráficos y redacción de normas, guías, etc, corre por parte del Staff. El skin, el tablón de anuncios, los perfiles y el tablón de afiliados han sido diseñados y cedidos al foro por Oswald. Las imágenes no nos pertenecen, han sido recolectadas en Deviantart en especial de faestock, So-ghislaine (dados) y webvilla (medallas), moon0727 (png Sherlock Holmes), andie-mikaelson (png Raven Reyes), Tube danimage (png Lagertha) y el tumblr fandomtransparents (png Sansa Stark). Damos también un agradecimiento en especial a los foros de recursos Glintz y Serendepity cuyos tutoriales han ayudado a crear las tablillas.
DIRECTORIOS
The X project
function selectCode(e) { var doc = document , text = $(e).closest("dl").find(".cont_code,code").get(0) , range, selection ; if (doc.body.createTextRange) { range = document.body.createTextRange(); range.moveToElementText(text); range.select(); } else if (window.getSelection) { selection = window.getSelection(); range = document.createRange(); range.selectNodeContents(text); selection.removeAllRanges(); selection.addRange(range); } }; $(function(){$("dl.codebox:not(.spoiler,.hidecode) > dd.code, dl.codebox:not(.spoiler,.hidecode) > dd > code").closest("dl").find('dt').append('Seleccionar')});

► Our ghosts can become heroes

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Sheena el Sáb 13 Ago - 23:18




Our ghosts can become heroes
Naruto — Shinobi — SapphireDragon
Hinata — Kunoichi — Sheena

CS — 1x1 — Naruto


A simple vista, había tan solo tres cosas que Naruto Uzumaki y Hinata Hyūga tenían en común: la Aldea Oculta de Konoha, ser ninjas y la perseverancia que empujaba todos sus actos. Por lo demás, cualquiera diría que eran tan diferentes como el cielo y la tierra. Él era ruidoso, alborotador e impulsivo. Ella era silenciosa, calmada y tímida. Pero tan solo a simple vista. Detrás de sus personalidades completamente opuestas, se parecían más de lo que ellos mismos sabían.

Eran simples conocidos. Para Naruto, Hinata era esa chica que se sentaba cerca en clase, que no hablaba nunca y a la cual a veces pillaba mirándole, con lo que no podía evitar pensar que era un poco rara. Para Hinata, Naruto era el ejemplo de todo lo que ella deseaba ser pero no se atrevía, era su motivación para seguir adelante a través de las circunstancias adversas, aunque nunca iba a ser capaz de confesárselo.

Hasta que llegaron los exámenes de chuunin; esa fue la primera vez que sus caminos se cruzaron. El azar había decidido que los dos jóvenes de los Hyūga, Hinata y Neji, se enfrentasen entre sí, dejando al descubierto una escabrosa historia familiar de la que un incrédulo Naruto fue testigo. Por si no fuera suficiente, a él mismo le tocó enfrentarse tras la derrota de Hinata al llamado genio de su generación; lo hizo con una motivación renovada al ver que él y su compañera no eran tan diferentes, que los dos habían sufrido mucho y pasado años en soledad, cada uno a su manera. Gracias a esa resolución venció, contra todos los pronósticos. Y a partir de entonces comenzó a tejerse una historia que los dos protagonizarían sin saberlo, dirigiendo sus pasos casi sin querer hacia un futuro en el que serían mucho más que meros conocidos.

Cronología

1. Always do your best
2. What tomorrow brings
3. I trust you no matter what




Última edición por Sheena el Dom 29 Oct - 17:48, editado 5 veces


Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
607

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por SapphireDragon el Mar 16 Ago - 2:26




Always do your best

Hospital de Konoha — Con Hinata



Las tinieblas que lo envolvían en ese profundo sueño parecían comenzar a disiparse… Poco a poco, los grandes ojos azules de Naruto Uzumaki se abrieron, encontrándose directamente con el techo blanco e inconfundible del hospital de Konoha. ¿Qué había pasado? ¿Qué hacía allí? Parpadeó en numerosas ocasiones para acostumbrarse a la luz del dormitorio, mientras esas preguntas se formulaban en su mente. De repente, todo acudió de golpe a él. El examen de Chunnin, la expectación por el combate entre Gaara y Sasuke… La batalla final de la que había salido verdaderamente maltrecho y por lo que en esos momentos se encontraba allí.

Impulsivo como siempre, se incorporó con rapidez, hasta quedar sentado, provocando así que un mareo hiciera que la cabeza le diera vueltas hasta el punto de casi caerse de la cama. Cuando se hubo recuperado minutos después, miró a su alrededor. Una flor a remojo… Seguramente de Sakura, hizo que pensara en la pelirrosa con una gran sonrisa; también había una cesta de frutas y, por último, un pequeño tarro que al principio fue incapaz de reconocer.

Sin embargo, dos segundos mirándolo con el ceño fruncido le hicieron recordar. Se lo había dado la tímida Hinata con toda su buena fe, en un gesto muy significativo para ella… Y que el tonto del Uzumaki no había comprendido realmente. ¿Cómo estaría ella? El combate que había librado contra Neji, el esfuerzo y la perseverancia que había demostrado enorgulleció al muchacho. No se había plantado así jamás… No hasta ese momento, tras sus propias palabras de ánimo.

Se levantó de la cama con cierta dificultad. Tenía la cabeza vendada así como gran parte de su cuerpo de adolescente. Pero eso no sería impedimento alguno para Naruto. Tenía intención de visitar a todos aquellos que continuasen heridos en el hospital y de hecho, tras insistirle de esa forma tan cansina suya a una de las enfermeras, consiguió averiguar dónde descansaba Hinata.

Una vez se encontró frente a la puerta, dio un par de toques, por educación, antes de abrir de golpe la puerta con una enorme sonrisa en los labios, dispuesto a animar a la chica en caso de que se encontrase sola y aburrida.




Última edición por SapphireDragon el Jue 1 Sep - 19:24, editado 1 vez
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1024

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Sheena el Dom 28 Ago - 20:44




Always do your best

Hospital de Konoha — Con Naruto



Se sentía agotada, aunque ya habían pasado un par de días desde el desastre que resultó ser el examen de chuunin. Había pasado por muchos entrenamientos duros, pues su padre no era de los que daban tregua, pero era la primera vez en su vida que peleaba con tanto empeño, que ponía tanto de sí misma en un combate. Realmente quería superar a Neji, deseaba pasar a través del odio y el rencor que le guardaba solo por las circunstancias de su nacimiento, que ninguno había elegido. Y encontró las fuerzas necesarias para hacerlo gracias a Naruto, peleó siguiendo su ejemplo.

Claramente no era tan fuerte como su compañero, de otra manera no habría perdido. Kurenai le había dicho que solo el mostrar tanta voluntad era un enorme paso para ella, Kiba le había dedicado un entusiasta “bien hecho, Hinata”. Pero sus palabras de ánimo no la reconfortaban: seguía sin ser suficiente. No lo sería hasta que su padre no la mirase con orgullo en lugar de avergonzarse por su debilidad. Evidentemente, no se había dignado a hacerle una visita; tampoco su hermana. Por lo que, tras la marcha de su sensei y su amigo, se encontraba sola y decaída en su cuarto, mirando por la ventana desde su cama. Sin querer, sus pensamientos se dirigieron de nuevo al rubio que ocupaba buena parte de los mismos. ¿Lograría algún día ser como él? Había perdido la noción del tiempo divagando cuando la puerta de su cuarto se abrió de golpe, sobresaltándola, ya que no había escuchado los toques que advertían que alguien iba a entrar. Para cuando se dio cuenta de quién era, el sonrojo ya se le había subido a las mejillas y era incapaz de articular palabra.

- ¿N-N-Naruto-kun…?




Última edición por Sheena el Miér 31 Ago - 23:25, editado 1 vez


Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
607

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por SapphireDragon el Lun 29 Ago - 19:05




Always do your best

Hospital de Konoha — Con Hinata



Cerró rápidamente la puerta tras de sí para evitar que las enfermeras pudieran pillarle ahí. Se suponía que él no tenía que estar fuera de la cama y también se suponía que Hinata no podía recibir visitas fuera del horario establecido. Se echó los brazos detrás de la cabeza y se encaminó junto a la cama de una tímida y sonrojada Hinata, con una de sus amplias y características sonrisas.

¡Exacto! Ese soy yo. Espero que no te importe que me haya colado sin permiso para verte… He preguntado pero nadie me ha querido decir nada al respecto y al final han cedido a decirme tu habitación… Mi encanto personal lo ha conseguido.

Más que su encanto personal, su pesadez e insistencia habían sido los que habían conseguido toda aquella información. Empujó una silla junto a la cama de la chica y, de un salto, se sentó en ella. Hizo una pequeña mueca de dolor. Para variar había sido algo brusco con sus movimientos y lo pagaba con el dolor que le producían sus heridas. Comenzó a balancear las piernas mientras sus grandes ojos azules estaban posados curiosamente en el rostro de su amiga. Frunció ligeramente el ceño y se volvió a levantar para acercarse a ella sin respetar su espacio personal, dejando sus rostros muy juntos, de forma inocente. Llevó una de sus vendadas manos a la frente de la chica para tocarla.

Hinata, estás colorada. ¿Tienes fiebre? ¿Te encuentras mal? ¿Quieres que vaya a por una enfermera? –preguntó ingenuo, de seguido, sin saber que era él el causante de aquello.

Tras unos segundos así, se apartó, parpadeando a la espera de una respuesta por parte de la tímida chica.




Última edición por SapphireDragon el Jue 1 Sep - 19:26, editado 1 vez


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1024

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Sheena el Miér 31 Ago - 23:36




Always do your best

Hospital de Konoha — Con Naruto



¿Se había molestado tanto solo para visitarla? Este pensamiento la hizo sonrojar más y no ayudó en nada a remediarlo la actitud del rubio, acercándose tanto sin tener ni idea de lo mucho que se le aceleraba la respiración por este hecho.

- E-Estoy bien - no sabía si no quería o no podía alejarse pero se quedó quieta, congelada, con su mano sobre la frente - ¡Si avisas a alguien te regañarán por haber venido! - le hizo notar, sabía que a veces se le escapaban los detalles.

Respiró aliviada cuando Naruto pareció convencerse, comprendió lo que decía y regresó a su sitio en la silla. Ya más capaz de pensar y actuar con normalidad, se alegraba mucho de que hubiera venido a verla. Quería decirle que había sido muy valiente en su combate contra Neji. Juntando todo el valor que pudo para vencer su timidez, abrió la boca para hablar, aunque solo le salió un hilo de voz.

- N-Naruto-kun, tu combate contra Neji-niisan... F-Fuiste muy valiente. Me alegró que ganaras. Nunca le había visto perder - pronunció de carrerilla - T-Todos en la casa están enfadados ¿sabes? Pero yo... estoy contenta. Merecías ganar.




Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
607

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por SapphireDragon el Jue 1 Sep - 19:28




Always do your best

Hospital de Konoha — Con Hinata



Naruto esperó unos segundos hasta que obtuvo la respuesta de su amiga. Estaba más colorada aún si cabía y realmente estaba preocupado. Fue entonces, cuando hizo notar ese detalle que el chico hizo una mueca y rio tontamente.

Vaya… No lo había pensado la verdad… –admitió rascándose la nuca sintiéndose algo idiota, pero después añadió con más seriedad-. Pero si necesitas que traiga a alguien no dudes en decírmelo, Hinata. Me he llevado ya muchas broncas, otra más no será nada.

Aseguró mientras volvía a balancear sus piernas mientras sus grandes orbes azules continuaban posados en Hinata. Probablemente, si Sakura o cualquiera de sus conocidos los estuvieran viendo en esos instantes, sería capaz de asegurar que el chico era tonto por no ver lo evidente ante sus ojos. Aunque todo el mundo sabía, que ese no era el punto fuerte.

Una enorme sonrisa, de las más típicas suyas, se dibujó en su rostro al escuchar esas palabras venir de la chica.

Tú también lo fuiste, Hinata. Jamás te había visto luchar así. Demostraste a todos lo que puedes hacer realmente. Además, Neji se lo merecía… Se le ha subido mucho a la cabeza el no haber perdido nunca y esa riña dentro de vuestra familia… Tú no tienes la culpa. Se supone… que la familia se debe llevar bien, ¿no? –preguntó nuevamente con cierta inocencia y tristeza que procuró ocultar con la sonrisa que aún sostenía.




AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1024

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Sheena el Sáb 10 Sep - 21:34




Always do your best

Hospital de Konoha — Con Naruto



Seguramente cualquier otro no se hubiera dado cuenta. Sin embargo, Hinata llevaba el suficiente tiempo observando a Naruto desde lejos como para saber cuándo sus sonrisas eran verdaderas, cuando intentaba ocultar su tristeza. Para los demás era un chiquillo atolondrado con la cabeza llena de pájaros pero ella sabía que en el fondo también sufría, aunque aparentara lo contrario. Lo verdaderamente increíble es que tomaba ese desprecio, esa tristeza, y las transformaba en el combustible que le hacía seguir adelante todos los días. Deseaba conocer el secreto para poder hacer lo mismo.

Bajando un poco la mirada para ocultar la sonrisilla que se le había formado al escuchar que no le importaría llevarse una reprimenda por ella, juntó los dedos índices en su característico gesto mientras ponía todo su empeño en no tartamudear demasiado al responderle.

- Eso creo, pero… los Hyūga siempre hemos estado divididos, desde hace muchas generaciones – le explicó – Según otō-sama, es necesario para proteger nuestras técnicas de sangre. Y-Yo creo que sería mucho mejor si todos pudiéramos llevarnos bien y trabajáramos juntos… por eso dicen que soy débil. No me importa pelear, quiero ser una buena kunoichi… p-pero ojala Neji-niisan fuera el heredero, tiene mucho talento y lo merece realmente, más que yo. No puedo ayudarlo.

Así era. Si por ella fuese le cedería ese liderazgo que había recaído sobre ella y que nunca pidió a su primo, y no por debilidad sino porque sabía que él llevaría ese cargo con mucho más orgullo y, además, le haría feliz. Y no tendrían que estar peleados, podrían reír juntos como una verdadera familia. Por desgracia no estaba en posición de hacer eso, aunque no se rendiría. Encontraría otro modo de llegar hasta él. En eso Naruto había ayudado mucho y también le estaba agradecida.

- Nunca había visto perder a Neji-niisan. G-Gracias por defenderme delante de él, Naruto-kun. Yo… ¡no lo olvidaré nunca!




Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
607

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por SapphireDragon el Miér 14 Sep - 11:03




Always do your best

Hospital de Konoha — Con Hinata



Realmente, Naruto y Hinata se conocían desde hacía mucho tiempo… Desde aquel día que se interpuso, siendo un canijo, entre ella y esos niños más mayores cuando se metieron con sus ojos. Recibió una paliza y perdió su preciada bufanda roja, pero al menos evitó que Hinata continuase sufriendo por culpa de esos dos idiotas. No recordaba con exactitud lo que ocurrió después… Un tímido agradecimiento… El primero que recibiría desde que tenía uso de memoria y el único que escucharía en mucho tiempo. Además, ella no se alejó de él como si de una enfermedad contagiosa se tratase, no le trató diferente. Y eso se lo agradecería eternamente.

En esos instantes, parecía estar descubriendo más aún de ella… a pesar de sus dotes nulas en observación y de comprensión de situaciones obvias. Sonrió con amplitud nuevamente a pesar del dolor que le provocaba. Aún tenía magulladuras por el rostro, de ahí que pareciese una momia por todas las vendas que lo envolvían en esos instantes.

Supongo que los adultos prefieren sacrificar la familia a perder su poderosa técnica. –comentó torciendo el gesto y bajando la mirada al suelo. Eso sería algo que Naruto jamás sería capaz de comprender-. ¡No digas eso, Hinata! –exclamó con más fuerza de la que hubiera deseado, sin importarle si le escuchaban o no fuera de la habitación-. Estoy más que seguro de que tú también tienes mucho talento. Lo demostraste en los exámenes. Solo… tienes que entrenar más duro y hacerte más fuerte. Como yo tengo intención de hacer –dijo señalándose a sí mismo volviendo a sonreír de esa forma tan característica-. Además, estoy seguro de que llegarás a ser lo que te propongas. Tú kunoichi y yo Hokage… ¿qué te parece? Podríamos hacer la promesa de que haremos todo lo que podamos para conseguirlo. A fin de cuentas, es nuestro sueño, ¿no?

Probablemente, si el joven rubio supiera hasta qué punto había hecho mella en la joven Hyūga, hasta qué punto le estaba siendo de ayuda, se sonrojaría a más no poder… Sería la primera vez que alguien le tomaba en serio… Aunque ya comenzase a hacerse notar.

¡Puedes contar conmigo siempre que lo necesites, Hinata! Somos ninjas, pero por encima de todo… Somos amigos –dijo completamente convencido, aunque segundos después, dudó de sus propias palabras-. Lo somos, ¿no? –no quería haber molestado a la chica habiendo adelantado acontecimientos. Él sentía que lo eran… Pero teniendo en cuenta su historial de amistades hasta hacía poco.




AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1024

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Sheena el Lun 3 Oct - 17:07




Always do your best

Hospital de Konoha — Con Naruto



¿Un sueño? Nunca tuvo algo como eso, o más bien, ni siquiera había pensado en ello hasta que Naruto lo mencionó. Creía que los sueños eran para las personas con la posibilidad de elegir su propio destino, algo que lo que todo Hyūga carecía. Si nacían en la familia secundaria dedicaría su vida a servir y proteger a la familia principal; si pertenecían a esta, entrenarían duro para honrar el nombre del clan. Todo estaba ya escrito desde su nacimiento. Eso le habían enseñado siempre, hasta que Naruto le hizo abrir los ojos y ver que eso no tenía por qué ser así. Para él, cualquiera podía ser el dueño de su propio destino, como le mostró a Neji. Seguro que no lo sabía, pero lo había cambiado todo.

- Yo… nunca he tenido un sueño – confesó, muerta de la vergüenza. No por nada en particular, pero se le hacía difícil hablar de sí misma – B-Bueno, deseaba que mi padre me aceptase pero para eso tengo que esforzarme ¿verdad? Aunque no sé si algo tan simple como ser kunoichi cuenta como un sueño – dejó escapar una risita nerviosa, si bien sincera, no forzada – No es tan grandioso como ser Hokage… Pero te prometo que lo intentaré con todas mis fuerzas, igual que tú.

Podía parecer una tontería, una cosa de críos, pero saber que estaban unidos por esa promesa, que existía entre ellos un vínculo que él no tenía con nadie más, la hacía sentir una calidez en el pecho que pocas veces había experimentado y que solo él lograba provocar. Se había decepcionado de sí misma muchas veces pero ahora tenía otra razón más, muy poderosa, para no rendirse: no podía defraudarle. Si lo hacía, sería incapaz de volver a mirarle a la cara. Y había peleado mucho para llegar hasta donde estaba, para ser capaz de hablarle sin que le temblaran las piernas y le dieran ganas de salir corriendo por la vergüenza.

No obstante, esa antigua sensación volvió un poco al escuchar las francas palabras de Naruto, ofreciéndole su apoyo incondicional. Y, sobre todo, resaltando que tenían una relación de amistad. Estaba tan contenta de haber avanzado tanto, que pese a la vergüenza y el nuevo sonrojo que se apoderó de sus mejillas solo pudo sonreír, esta vez ampliamente, para confirmar lo dicho por él:

- Cla-claro que sí, Naruto-kun… Es decir… ¡sí, me gustaría mucho que fuéramos siempre amigos!




Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
607

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por SapphireDragon el Dom 9 Oct - 13:26




Always do your best

Hospital de Konoha — Con Hinata



El rostro infantil y parcialmente vendado del rubio se descompuso ligeramente cuando escuchó la contestación por parte de Hinata. ¿Cómo era aquello posible? ¿Nunca había tenido un sueño? Desde bien pequeño, Naruto siempre había tenido clara la idea de hacerse notar, de ser respetado y poder tener amigos. Ese era su sueño. Y también había estado seguro de que como él, todos tenían ya unos deseos que querían que se hicieran realidad, de ahí la sorpresa.

Nuevamente Hinata se mostró vergonzosa frente a él. Otra cosa que tampoco comprendía. ¿Por qué se comportaba así frente a él? ¿Acaso tenía algo en la cara? ¿O había dicho algo?

¿Deseabas? ¿No lo deseas ya? Podemos tener varios sueños para cumplir… -comentó Naruto mirando a través de la ventana. Hacía un día maravilloso. Sentía una ganas enormes de abrirla de par en par y saltar para salir de una vez por todas de allí después de varios días encerrado-. Para conseguir nuestros mayores sueños hay que esforzarse al máximo. ¡Siempre! Y si ser kunoichi es para ti un sueño, ya es grandioso de por si, Hinata.

Las últimas palabras de la chica le hicieron sonreír de forma amplia, llevándose una de las manos a la nuca y sonrojándose ligeramente. Parecía que había conseguido insuflarle valor y coraje a Hinata… Y ella le aceptaba tal y como era, no le rehuía ni le miraba como si fuera un bicho raro, sino todo lo contrario. Algo que le agradecía enormemente.

Pues es una promesa… y nunca incumplo mis promesas –rio suavemente mientras volvía a balancear las piernas que le colgaban de la silla donde estaba sentado, tan solo las puntas de sus zapatos tocaban el suelo.

La alegría fue mayor, incluso alcanzó en aquel momento su culmen, cuando la tímida chica que conocía desde que tenía uso de razón aceptó ser su amiga… Más bien afirmó que ya lo era. El rubio bajó la mirada al suelo con una estúpida sonrisa de felicidad en los labios.

Te lo agradezco, Hinata. Creo que eres la única que desde que nos conocemos no me ha tratado ni mirado mal o con desprecio. Eso es muy importante para mi. Igual que nuestra amistad





AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1024

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Sheena el Miér 19 Oct - 12:15




Always do your best

Hospital de Konoha — Con Naruto



Poco le faltó a la chica para desmayarse al recibir semejante atención del hiperactivo shinobi. Las palabras "única" e "importante" seguían resonando por su cabeza, apartando a un lado todo lo demás, consiguiendo que olvidara el fracaso que hasta antes de la visita del rubio la tenía abatida. En lugar de eso ahora sentía un renovado entusiasmo, un valor que nunca antes había experimentado. Tenía ganas de demostrarle a todos, y en especial a sí misma, la gran kunoichi y persona en que podía convertirse.

Era increíble que todo eso lo pudiera lograr ese muchacho revoltoso y a veces algo simple con tan solo la intención y promesa de una amistad, pero eso era lo que hacía a Naruto tan único. Tenía ese poder para alentar a cualquiera, para superar toda adversidad que pudiera presentarse. Para él, nada era imposible. Hinata estaba orgullosa de poder decir que contaba con un amigo así.

- Y-Yo solo…

Quería decirle muchas cosas: que nunca hubiera sido capaz de tratarle como lo hacían los demás porque también conocía el dolor de estar solo, de que otros lo despreciaran; que llevaba tiempo observándole desde lejos pero nunca se había atrevido a acercarse, que lo había cambiado todo ese día que la defendió de los que se metían con ella, que su amistad significaba mucho, mucho más de lo que nunca se atrevería a admitir en voz alta. No estaba segura de cuáles eran realmente sus sentimientos respecto al chico porque estaba asustada de ellos. Por lo tanto, lo resumió en un simple:

- Yo solo creo q-que… que todos merecen una oportunidad.

Supo que había sido la respuesta correcta al ver la expresión en su cara, una que mostraba que estaba de acuerdo con ello y también, quizá, agradecido. No pudieron seguir hablando porque, en ese momento, una enfermera entró al cuarto para regañar a Naruto por haberse escapado y llevarlo de vuelta a su propia habitación. No tuvieron tiempo más que de una despedida apresurada.

No fue hasta que salió del hospital que Hinata supo que él se había marchado. Se había ido en un viaje para aprender con uno de los sannin legendarios. Justo como esperaba de él. Si bien se sintió algo triste por su partida, no dejó que eso minara su resolución. Estaba segura de que él no olvidaría su promesa ni su amistad. Y por su parte, haría todo lo posible para cumplir la suya.

Ya verás, Naruto-kun… cuando regreses, seré una gran kunoichi. No te decepcionaré.




Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
607

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por SapphireDragon el Lun 24 Oct - 0:03




Always do your best

Hospital de Konoha — Con Hinata



Nuevamente, Hinata parecía haber enmudecido. Bueno… intentaba hablar, sin embargo solo salían susurros de sus labios que el inquieto Naruto era incapaz de comprender qué decían. De hecho, estuvo tentando a preguntarle con ese poco tacto que él tenía. Pero no fue necesario. A penas unos segundos más tarde, aún con un ligero tartamudeo, característico de su persona –tal y como lo veía él-, terminó por hablar.

Sus palabras dejaron al chico parado al principio. Esas eran las palabras que tanto tiempo llevaba deseando escuchar de los labios de alguien. Naruto, a pesar de su corta edad, a pesar de ser bastante inútil en algunas cosas, un verdadero revoltoso y gamberro, tenía claros unos ideales que su dura vida le había enseñado. Unos ideales que pensaba que todo el mundo debería tener para evitar que la gente sufriera de la soledad tanto como él lo había hecho hasta hacía poco, antes de formar el Equipo Kakashi con Sakura y Sasuke.

Gracias… Hinata-chan. N-no sabes hasta qué punto saber que piensas así me hace feliz… –dijo finalmente el joven de grandes orbes azules celeste y brillantes de la emoción. Un ligero sonrojo de felicidad había iluminado sus mejillas.

El muchacho abrió la boca para decir algo más, algún comentario gracioso para hacerla reír, sin embargo, no tuvo ocasión de ello. La puerta corrediza de la habitación se abrió de par en par de golpe y una enfermera con cara de poco amigos clavó su mirada en el Uzumaki. Éste enseguida dio un salto de su asiento, con su típica sonrisa traviesa y revoltosa. Cuando la mujer fue directo hacia él para arrastrarlo de vuelta a su correspondiente habitación y soltarle una reprimenda de las buenas, salió corriendo evitándola mientras reía.

Nos veremos pronto, Hinata. Y recuerda que tenemos una promesa tú y yo –añadió de manera fugaz justo antes de perderse por la puerta corriendo.

A penas un día después de aquella furtiva visita a Hinata, Naruto fue aceptado como el nuevo pupilo de uno de los tres legendarios sannin, Hiraya –aunque para él sería siempre el ermitaño pervertido-, y marcharía de Konoha con su nuevo sensei durante un par de años, a fin de mejorar notablemente, pues debía traer de vuelta al Uchiha, debía evitar a toda costa que Orochimaru se hiciera con su cuerpo, tal como deseaba.

Si bien el rubiales creyó que de un día a otro mejoraría -pues ser impaciente era algo intrínseco en su forma de ser desde que tenía uso de razón-, más equivocado no podía haber estado. Le llevó semanas, meses, perfeccionar varias técnicas, movimientos… Todo eso mientras viajaba con Hiraya por todo el País del Fuego y el mayor disfrutaba también de esos placeres que Naruto aún no comprendía. En más de una ocasión, el chico tuvo que arrebatarle el dinero que había ido ahorrando en los últimos años, para evitar que lo gastase en bebida…




AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1024

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Sheena el Lun 7 Nov - 21:40




What tomorrow brings

Villa Oculta de la Hoja — Con Naruto



Su primera impresión había sido acertada. Naruto estaba exactamente igual a como lo recordaba, con la excepción de que había ganado bastante altura, tenía el cabello un poco más largo y la voz algo más grave. Bueno, también había cambiado su chillona vestimenta por otra distinta, aunque exactamente igual de chillona que la anterior. Por lo demás, parecía que seguía siendo el mismo.

- Esto… sí, no te había visto – disimuló la chica, ocultando su nerviosismo tras una sonrisa nerviosa. Si bien en esos años había aprendido a manejar mejor sus emociones, el repentino choque todavía la tenía un poco vulnerable. Pero eso también se veía sobrepasado por la alegría del reencuentro – Es que… no esperaba verte tan de repente – admitió, esforzándose por mantener una conversación cordial. La verdad era que tenía muchas preguntas que hacerle sobre su viaje - ¿Estás de visita? ¿O has vuelto para quedarte? – preguntó en tono esperanzador. Ojala fuera así.

La verdad es que, aunque se había centrado mucho en ganar confianza y aumentar su valor en vistas al momento en que su querido rubio volviera a la aldea, no se había preocupado mucho en pensar cómo actuar una vez eso sucediera. Tampoco estaba segura de que pedir consejo a las otras chicas fuera lo mejor: Sakura, Ino y Tenten eran mucho más atrevidas que ella. No creía que pudiera poner en práctica ninguna de sus ideas. Seguramente, lo mejor sería actuar siguiendo sus propios instintos y dependiendo de cómo se desarrollasen los acontecimientos.




Última edición por Sheena el Mar 13 Dic - 19:25, editado 1 vez


Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
607

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por SapphireDragon el Sáb 12 Nov - 23:34




What tomorrow brings

Villa oculta de la Hoja — Con Hinata



Tras la muerte del Tercero, Naruto y su nuevo sensei, Jiraiya –al que comenzaría a llamar más adelante Ero-sennin-, emprenderían un viaje para dar con Tsunade, a fin de que se convirtiera en la Quinta Hokage de la Villa Oculta de la Hoja. No fue fácil convencerla… De hecho, tuvieron un encontronazo para nada agradable con Orochimaru, pero todo logró salir bien y finalmente, convencieron a la mujer, una de los tres legendarios Sannin de coger el relevo.

Posteriormente, con el objetivo de entrenar de forma intensiva, de poder enfrentarse a todo lo que se le viniera encima mientras intentaba traer de vuelta a Sasuke de entre las garras de Orochimaru, abandonaron Konohagakure y viajaron por todo el País del Fuego.

Había ocasiones que el joven enérgico no era capaz de ver sus progresos y la impaciencia por conseguir resultados podía con él un gran número de veces. Jiraiya trataba de explicarle los conceptos básicos de las técnicas que le enseñaba, pero siempre quedaba claro que Naruto tenía más bien pocas luces… Aunque a persistente y cabezota jamás le llegaría a ganar nadie.

Entre medias de los entrenamientos intensivos –en los que muchas veces, Naruto caía dormido en el suelo del agotamiento sin pretenderlo… Pues siempre llegaba al límite de su reserva de chakra-, viajaban de pueblo en pueblo… Y el rubio tuvo que cuidarse mucho de que su sensei no se hiciera con su monedero… y se gastase todo el dinero de una vez a fin de pagar a jóvenes verdaderamente hermosas para que le sirvieran el sake y le honrasen con sus presencias. Estaba hecho todo un pervertido.

Finalmente, cuando quedaba poco para que se cumplieran los tres años desde su marcha de Konoha, regresaron. Nada más atravesar el portón principal de su querido hogar, Naruto se despidió de su sensei hasta más tarde y no tardó en recorrer los tejados de los edificios sonriendo feliz de haber vuelto. Todo parecía estar igual que antes, a excepción, claro estaba, del rostro de la vieja Tsunade junto al del resto de Hokages. Durante varios minutos, el muchacho se quedó sobre la parte superior de uno de los edificios más altos del lugar, observando todo a su alrededor, con su enorme, radiante y característica sonrisa dibujada en los labios.

Debía ir a ver a Kakashi-sensei, y también a Sakura-chan para avisarles de su vuelta. Tenía muchas ganas de verles. ¿Habrían cambiado? ¿Le notarían cambiado a él…? Tenía mucha curiosidad al respecto.

Emprendió entonces la marcha con el objetivo de encontrar a ambos, esta vez a ras de suelo. A medio camino, logró distinguir una figura a su izquierda, por el rabillo del ojo… Y juraría que era… Pero no estaba seguro. ¡Mierda! Ahora tenía curiosidad por saber si estaba en lo cierto, por lo que retrocedió silenciosamente y se metió por la calle donde creía haberla visto… Sin embargo, estaba vacía. Con el ceño ligeramente fruncido y las manos hundidas en su sudadera naranja y negra, se encaminó muy despacio hacia la siguiente bocacalle, donde asomó la cabeza graciosamente para encontrar con alguien a quien conocía bastante bien.

¡Hinata! –exclamó con alegría, sin percatarse del susto y la sorpresa que debía de haberle dado a la joven-. Me parecía haberte visto mientras corría por la calle… Pero debías estar caminando hacia aquí y cuando he vuelto no te veía. –parpadeó unos segundos observándola detenidamente, de arriba abajo, sin preguntarse siquiera si eso le resultaría incómodo o molesto a la joven. El cabello le había crecido considerablemente y su cuerpo ya no era menudo como una vez lo fue. La Hyūga se había convertido en toda una mujer.





AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1024

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Sheena el Mar 13 Dic - 19:27




What tomorrow brings

Villa Oculta de la Hoja — Con Naruto



Su primera impresión había sido acertada. Naruto estaba exactamente igual a como lo recordaba, con la excepción de que había ganado bastante altura, tenía el cabello un poco más largo y la voz algo más grave. Bueno, también había cambiado su chillona vestimenta por otra distinta, aunque exactamente igual de chillona que la anterior. Por lo demás, parecía que seguía siendo el mismo.

- Esto… sí, no te había visto – disimuló la chica, ocultando su nerviosismo tras una sonrisa nerviosa. Si bien en esos años había aprendido a manejar mejor sus emociones, el repentino choque todavía la tenía un poco vulnerable. Pero eso también se veía sobrepasado por la alegría del reencuentro – Es que… no esperaba verte tan de repente – admitió, esforzándose por mantener una conversación cordial. La verdad era que tenía muchas preguntas que hacerle sobre su viaje - ¿Estás de visita? ¿O has vuelto para quedarte? – preguntó en tono esperanzador. Ojala fuera así.

La verdad es que, aunque se había centrado mucho en ganar confianza y aumentar su valor en vistas al momento en que su querido rubio volviera a la aldea, no se había preocupado mucho en pensar cómo actuar una vez eso sucediera. Tampoco estaba segura de que pedir consejo a las otras chicas fuera lo mejor: Sakura, Ino y Tenten eran mucho más atrevidas que ella. No creía que pudiera poner en práctica ninguna de sus ideas. Seguramente, lo mejor sería actuar siguiendo sus propios instintos y dependiendo de cómo se desarrollasen los acontecimientos.




Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
607

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por SapphireDragon el Jue 15 Dic - 21:03




What tomorrow brings

Villa oculta de la Hoja — Con Hinata



Hinata no se equivocaba en absoluto al pensar aquello, en esencia, Naruto continuaba siendo el mismo chiquillo atolondrado, impulsivo, alegre y graciosillo. Le gustaba ser así, aunque muchas veces sacase de sus casillas a la gente. Su aspecto físico podía ser lo único que había cambiado igual que su indumentaria… Respecto a eso… habría que añadir que con los estirones que el rubio había dado en esos últimos tres años, fueron necesarios varias compras distintas, pues apenas pasaban unos meses y se le habían quedado pequeños los pantalones, las camisetas y las sudaderas.

LA sonrisa de oreja a oreja no desapareció de su rostro. Sus manos, antes hundidos hasta el fondo de los bolsillos, terminaron en su nuca, en un gesto muy típico suyo.

Es normal, ibas de espaldas y yo corriendo… Pero ha sido una suerte que te haya reconocido, ¿no crees? –preguntó con inocencia arrugando graciosamente su nariz-. No, no estoy de visita… Iba siendo hora de regresar. Vais a tener que volver a soportarme. Echaba de menos la Villa, pero no solo por eso he vuelto. Toca salir a buscar a Sasuke… -el tono de su voz fue disminuyendo paulatinamente, y su semblante pasó a estar algo más serio.

Estaba preocupado por su amigo (aunque también rival). Los tres años habían casi llegado  a su fin y ni durante los viajes con Ero-sennin había sido capaces de averiguar nada del paradero exacto donde Orochimaru se encontraba. Con tan poco tiempo, ¿iban a ser capaces de hallarlos a tiempo?

Aquellos pensamientos lo tuvieron abstraído apenas un par de minutos, tras los cuales se dio cuenta de la situación. Se obligó a sonreír nuevamente, esta vez a modo de disculpa.

Lo siento, Hinata, no pretendía ponerme en ese plan ahora, no cuando nos acabamos de reencontrar después de tanto tiempo. ¿Cómo ha ido todo por aquí? ¿Me he perdido algo interesante? ¿Cómo están Kiba y Shino? ¿Y Neji? –Naruto había cogido carrerilla con las preguntas y apenas tomaba aire entre unas y otras-. Demasiadas preguntas, ¿verdad? Eres la primera con la que me cruzo… De hecho, iba en busca de Kakashi y Sakura… ¿te gustaría… venir conmigo y vamos hablando? Quiero que me cuentes también cómo va esa promesa que hicimos –dijo finalmente, con un tono cómplice. No se había olvidado de ella… Y sabía que era más probable que la muchacha estuviera más cerca de cumplirla que él mismo, pero no le importaba. Tenía la certeza que algún día lograría cumplir su parte.




AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1024

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Sheena el Mar 17 Ene - 16:57




What tomorrow brings

Villa Oculta de la Hoja — Con Naruto



En cuanto el rubio empezó a parlotear, bombardeándola con preguntas, se sintió automáticamente mucho más relajada. Ese era el Naruto de siempre, tal y como esperaba no había cambiado mucho. O al menos esa parte de su personalidad que tanto le gustaba continuaba intacta. Quizá estaba de más decir que seguía igual, era de suponer que incluso él hubiera madurado un poco en ese tiempo.

- Claro, te acompaño. Yo también tengo que ir a buscar a Kurenai-sensei.

Echó a andar a su lado, tranquila, pensando en la mejor forma de satisfacer su curiosidad, aunque claro lo mejor sería que charlase con sus compañeros tranquilamente. Aunque ahora ya no tenían tanto tiempo como antes porque los entrenamientos eran más duros y las misiones más largas y difíciles, lo que les ocupaba más tiempo. Requería mucho esfuerzo pero al mismo tiempo era muy gratificante, o así lo percibía Hinata.

- Por aquí todo sigue igual, bueno, a lo mejor a ti te parece que ha cambiado mucho – comenzó, con una temblorosa risilla – Después del ataque de Orochimaru la aldea estaba muy dañada pero Tsunade-sama hizo un gran trabajo. Se ha esforzado mucho por Konoha y aunque a veces la critiquen, es una excelente Hokage – se notaba que hablaba de ella con admiración y no era para menos, tenía en alta estima a su actual líder, dado que una mujer fuerte que no se dejaba amedrentar por las dificultades y, en secreto, la admiraba y le gustaría llegar a ser así – Enseguida organizó un nuevo examen de chuunin para volver a darnos una oportunidad. Shino y Kiba lo aprobaron, por supuesto. Bueno, Neji pasó hasta el de jounin, aunque tampoco fue una sorpresa. Siempre ha sido un genio – esta vez no se notaba en su voz ningún tipo de resentimiento o tristeza, como si la congoja que siempre se hacía presente al hablar de él se hubiera evaporado sin más.

Se concedió una pausa para dejar que su acompañante procesara toda aquella información, al tiempo que notaba una sensación cálida extenderse por su pecho. La promesa. Él no la había olvidado pese al paso de los años; ella tampoco, por descontado. Tomó aire, mirándole de reojo antes de clavar la vista en sus sandalias ante la sensación de vergüenza por lo que iba a decir.

- Yo… Naruto-kun, han cambiado muchas cosas en estos tres años pero… pero… ¡me he esforzado todos los días para cumplir nuestra promesa! Y estoy segura de que tú también.

Tres años atrás, no hubiera sido capaz de decir cosa semejante. Si bien todavía le quedaba un largo camino por recorrer, había ganado en valor y confianza. Esperaba que aquello fuera prueba suficiente para que Naruto lo apreciase.





Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
607

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por SapphireDragon el Miér 18 Ene - 0:46




What tomorrow brings

Villa oculta de la Hoja — Con Hinata



Si Naruto ya estaba ilusionado por su vuelta a Konoha, encontrarse con Hinata de milagro había sido una agradable y bienvenida coincidencia, más aún lo fue la respuesta que ella le dio aceptando acompañarle. Podía haber llegado en un par de minutos a la Mansión Hokage si hubiera mantenido el ritmo que estaba llevando, pero la verdad era que yendo junto a alguien como la joven Hyuga, no le importaba lo más mínimo demorarse.

¿A qué esperamos entonces? ¡En marcha! –dijo animado.

Así pues, con su característica sonrisa, retomaron el camino. Colocó ambas manos tras su nuca en otro de sus gestos típicos, mientras miraba  de reojo a Hinata, esperando a que contestase a alguna de las múltiples preguntas que había soltado seguidas sin ton ni son. Quizás se había excedido un poco con tantas al mismo tiempo, ¿no?

Cierto era que Konoha había cambiado. Sí, se había dado cuenta nada más había puesto un pie en la Aldea y lo había observado mejor aún desde las alturas. Apretó la mandíbula al recordar la imagen arrasada de su hogar tras la lucha contra Orochimaru, tras la muerte del Tercero. Se contuvo para no soltar alguna barbaridad contra el enemigo, pues no quería interrumpir a Hinata (de alguna forma, no quería tampoco estropear el buen ambiente). Continuó escuchando atento las nuevas sobre sus amigos y terminó por sonreír nuevamente. Todos habían avanzado… Todos habían progresado de alguna manera allí, igual que lo había hecho él siendo el alumno de Jiraiya-sensei.

Entonces, parece que la vieja Tsunade ha hecho un buen trabajo desde que me marché, ¿eh? Sí… Konoha está cambiada, pero en esencia, sigue siendo igual que cuando me fui –sin ser muy consciente de lo que hacía, una de sus manos buscó el colgante que pendía de su cuello, aquel que la actual Hokage le regaló antes de marcharse y que había cuidado celosamente, pues se había convertido en algo muy importante para él.

Durante unos breves instantes, apenas unos segundos, Naruto se quedó absorto en sus pensamientos. Sin embargo, sacudió la cabeza como si así espabilase del trance. Alzó entonces ambas cejas.

Lo de Shino no me sorprende. Siempre ha sido un tío muy inteligente. Pero, ¿Kiba? ¡Si es un verdadero idiota! ¿Cómo lo ha conseguido? Estoy seguro de que fue un golpe de suerte –dijo de manera cómica. Realmente, no lo creía así, pero debía mantener su faceta. Kiba y él tenían varias características que compartían: cabezonería, orgullo… constancia. Era por eso que Naruto lo admiraba y apreciaba como un amigo, aunque nunca lo expresase en voz alta–. Parece… que todo con Neji ha mejorado, ¿no?

Podía ser que el rubio no fuese muy inteligente en muchos aspectos y que hubiera detalles (bastante visibles) que no fuera capaz de interpretar, pero aquello no se le pasó por alto. Nada tenía que ver la forma en la que Hinata había hablado de su primo en esos momentos, como lo hizo tres años atrás, en la habitación del hospital. Y le alegraba saber que, de alguna forma, las cosas entre ambos se hubieran arreglado.

Unos instantes de silencio se establecieron entre ambos, en los que el ninja posó sus enormes ojos azules en los rostros de roca esculpidos tras la Mansión Hokage, aquellos que parecían vigilar cada rincón de la Aldea día y noche, velando por su seguridad. Algún día… Él estaría allí también, entre todos ellos. Cumpliría su sueño… y con ello, la promesa que hacía tres años ambos adolescentes habían hecho.

¡Eso es lo que quería oír, Hinata! Sé que lo conseguirás. Eres capaz de hacer todo lo que te propongas. Yo diría… que voy un poco más lento por desgracia… –hizo una graciosa mueca, recordando que ni siquiera ha pasado el examen de chunnin, pues para cuando se reestableció, él ya se encontraba pateándose el País de Fuego de lado a lado con un ninja muy pervertido–. Pero no me preocupa. Pienso cumplir cuesto lo que cueste nuestra promesa.

Y tras decir aquello, el joven Uzumaki le guiñó un ojo a su acompañante, mientras sonreía con complicidad a su acompañante.





AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1024

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Sheena el Dom 22 Ene - 16:27




What tomorrow brings

Villa Oculta de la Hoja — Con Naruto



- No digas eso, Kiba-kun es un gran ninja, solo es demasiado vago para ponerse a estudiar – dijo ante su reacción al escuchar las noticias, nada inesperada por otra parte. En realidad su mejor amigo le recordaba mucho a Naruto en ocasiones y no perdió la oportunidad de hacérselo saber – Eso me es familiar… - comentó con un hilillo de voz, esperando que se diera por aludido sin molestarse – De todas formas solo es un examen, es normal que no pudieras presentarte pero estoy segura de que, con todo lo que habrás aprendido de Jiraiya-sannin aprobarás sin problemas. Si yo fui capaz tú también podrás.

De ese modo, dejándolo caer, le informó de que también había conseguido pasar la prueba. Quería que lo supiera pero tampoco le gustaba presumir de sus éxitos, era demasiado modesta. Y no estaba acostumbrada a lograr muchas cosas así que era algo nuevo para ella. Al ver que preguntaba por Neji se le asomó una pequeña sonrisa al rostro. Era una de las cosas de las que más orgullosa estaba.

- Lo adivinaste, es como dices. Después de vuestra pelea, Neji-niisan cambió mucho. Tuvo una charla con otou-sama y no sé de qué hablarían pero desde entonces las cosas mejoraron entre ellos. Ya sabes que habla poco y no me atreví a preguntarle pero es mucho más amable conmigo.

No se lo dijo a Naruto pero sospechaba que asimismo era Neji quien había intercedido para que su padre y su hermana cambiaran su actitud respecto a ella. Hanabi ya no era tan desagradable y Hiashi dejó de considerarla una vergüenza para el clan, aunque quería pensar que eso se debía también en parte a su propio esfuerzo. Aún estaban lejos de ser una familia perfecta pero iban por el buen camino, o eso esperaba.

- N-Naruto-kun ¿puedo preguntar…? – ya había vuelto a ponerse nerviosa, aunque no era para menos. Estaba a punto de tocar un tema que quizá no era el más cómodo para él - Has venido para buscar a Sasuke-kun ¿verdad? ¿Sigues queriendo que vuelva? ¿Sakura-chan también? – tenía que saberlo, si Naruto iba a embarcarse en algo tan peligroso quería estar al corriente.





Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
607

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por SapphireDragon el Lun 23 Ene - 13:46




What tomorrow brings

Villa oculta de la Hoja — Con Hinata



Una sonora carcajada brotó sin remedio de los labios del rubio al escuchar lo que su compañera comentaba acerca de Kiba. No había esperado otra cosa en contestación, a fin de cuentas, el joven era uno de los compañeros de Hinata desde que se hicieron los equipos hacía algo más de tres años.

Y yo que pensaba que el vago de nuestra generación, a parte de mi mismo, era Shikamaru. –dijo cuando consiguió controlar su risa un poco. Se secó una lágrima que amenazaba con escaparse, antes de mostrar su sonrisa radiante al escuchar aquella noticia–. Bueno, espero que tengas razón… Ya sabes que a mi eso de los exámenes nunca se–.  me ha dado especialmente bien –mostró una cómica mueca antes de continuar Así que Hinata Hyūga ya es una experta ninja. Me alegra muchísimo saberlo. Definitivamente, voy a tenerme que esforzar para no quedarme atrás y tardar en cumplir mi sueño.

Y era cierto. Naruto, a pesar de todo el tiempo que había estado con Jiraiya-sensei y lo mucho que había aprendido sobre ciertas técnicas y sobre el mundo más allá de la Villa Oculta de la Hoja, no tenía una gran cabeza. No era muy listo como podía llegar a serlo Sakura-chan o la propia Hinata. Pero él siempre trataba de ayudar, le interesaba ser útil de alguna forma. Y mucha gente creía que esa constancia tan propia del rubio para arreglar problemas era una gran cualidad suya.

¿De verdad? Bueno… iba siendo hora de que abriese los ojos… El rencor, a fin de cuentas, solo nos aleja a los unos de los otros y nos hace sufrir, igual que lo hace el miedo –nuevamente, el joven hablaba desde su propia experiencia. A veces no se percataba de que dejaba ver más sobre si mismo de lo que pretendía–. Me alegra mucho saber que todo ha mejorado desde que me fui en tu familia, Hinata. No era justo como te trataban. Y claro, pregunta sin problemas. ¿Qué ocurre?

El semblante del Uzumaki mostró una gran curiosidad cuando la morena comenzó una pregunta con la que se estaba poniendo nerviosa. ¿Qué ocurría? De hecho, abrió los labios a fin de soltar alguna tontería para relajar a la joven… Pero no llegó a hacerlo, pues comprendió entonces su razón. Un largo suspiro escapó de sus labios mientras la expresión de su rostro se transformaba en completa seriedad.

Sí. He regresado a Konoha para salir en su busca. Van a cumplirse los tres años que Orochimaru dijo que necesitaría hasta que pudiera cambiarse a su cuerpo. No pienso permitirlo. No va a utilizar a Sasuke para hacer esos experimentos suyos. Es mi amigo, mi compañero por muchas cosas que hayan sucedido y por muchas diferencias que nos separen. Quiero que vuelva porque este es su hogar –hizo una pequeña pausa tomando una bocanada de aire–. Sakura-chan… Estoy seguro de que comparte mis pensamientos. Le aprecia mucho… –aquello último salió en apenas un susurro.

A Naruto siempre le había gustado la pelirrosa… todos lo sabían. Al igual que todos sabían que ella solo tenía ojos para el Uchiha desde que tenían uso de razón. Sabía que no era correspondido, pero no importaba, al menos Sakura era su amiga –a pesar del mal comienzo que tuvo su relación en el equipo 7–.





Última edición por SapphireDragon el Mar 7 Mar - 23:51, editado 1 vez


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1024

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Sheena el Mar 7 Mar - 18:30




What tomorrow brings

Villa Oculta de la Hoja — Con Naruto



La respuesta de Naruto era exactamente la que esperaba y aun así, deseaba que hubiera sido otra. Pero ¿cuándo había cejado él en su empeño a la hora de conseguir lo que se proponía? Nunca, y por eso le admiraba tanto… aunque en ese asunto en particular esa obstinación no le causara nada más que dolor.

- Pero… él se fue con Orochimaru por voluntad propia ¿verdad? – pronunció con delicadeza, estaba informada al respecto pero no quería hablar de más o decir algo que pudiera sentarle mal a Naruto; al fin y al cabo ese era un tema muy delicado – Si hubiera cambiado de opinión ¿no crees que se habría marchado por su cuenta? Aunque no sé si Sasuke-kun sea lo bastante poderoso para oponerse a Orochimaru… ¿Es eso? ¿Crees que se metió él solo en una trampa de la que ahora no puede salir sin ayuda?

Era una posibilidad, después de todo el Uchiha había aceptado la proposición de Orochimaru cegado por la sed de venganza; quizá al crecer y madurar había visto su error pero era tarde para echarse atrás. Y Orochimaru era uno de los ninjas más poderosos que existían: no olvidaba que fue capaz de derrotar al mismísimo Tercer Hokage. Si además estaba rodeado de aliados igualmente fuertes… Estaba claro que Sasuke no lo tendría fácil para salir de allí.

Podía ser que pecara de ingenua pero tendía a creer siempre lo mejor de las personas. Nunca fue especialmente cercana a su excompañero pero le veía desde lejos, igual que a Naruto, y sabía que también sufría en silencio. Todos estaban al tanto de su desgracia. Lo que le pasó fue horrible y pensaba que aún más tenía que serlo que todo el mundo opinase y hablase de ello a sus espaldas. Si no fuera tan tímida, se habría acercado alguna vez a hablar con él. Pero imponía demasiado para alguien como ella, con su fría actitud y sus cortantes respuestas. Solo Naruto había logrado sacar lo mejor de él. Si alguien podía ayudarle, era él.

Por supuesto, Sakura participaría también. El entusiasmo de Hinata por el reencuentro se apagó un poco al escuchar cómo hablaba de ella. No era un secreto para nadie que le gustaba, el mismo Naruto se encargaba de anunciarlo a gritos siempre que tenía oportunidad. Ella siempre lo había sabido, al igual que sabía que la kunoichi no estaba interesada. No le guardaba ningún rencor a Sakura, no era su culpa y de hecho se habían acercado bastante en esos años, era una buena amiga a la que apreciaba. Pero no podía engañarse a sí misma: en el fondo había esperado que, con el paso del tiempo, Naruto se hubiera olvidado de esos sentimientos hacia su compañera. Al parecer no había sido así pero no podía desanimarse por algo como eso ¿verdad? Solo significaba que tenía que esforzarse más. ¡Sí, eso! No se daría por vencido, ella también trabajaría duro para lograr sus metas. Para conseguir que al menos Naruto se diera cuenta de que estaba allí.




Última edición por Sheena el Miér 12 Abr - 13:47, editado 1 vez


Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
607

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por SapphireDragon el Vie 10 Mar - 23:11




What tomorrow brings

Villa oculta de la Hoja — Con Hinata



Las palabras de Hinata no hicieron más que clavarse cruelmente en el interior de Naruto. Sabía que tenía razón. Sabía de sobra que Sasuke se había marchado con Orochimaru sin oponer resistencia alguna porque, a fin de cuentas, eso era lo que quería. Durante esos tres años, en sus idas y venidas por el País de Fuego con ero-sennin a fin de hacerse más fuerte, se había tratado de convencer de que su amigo había tomado esa decisión por una razón de peso y que, de alguna forma regresaría a Konoha. Pero en los días menos esperanzadores, en los el rubio se veía incapaz de hacer frente a todo aquello, comprendía que lo único que guiaba al Uchiha era su sed de venganza… Y su egoísmo.

La sonrisa jovial que había iluminado su rostro momentos antes se había evaporado por completo. Una máscara de tristeza la sustituía, mientras se mordía el labio con algo de impotencia. Pasaron varios segundos desde que Hinata terminó de hablar, en los que abrió y cerró la boca en un par de ocasiones, hasta que finalmente encontró las palabras que utilizar.

Creo que se metió ahí para volverse más fuerte y poder ir después detrás de Itachi… a fin de cuentas, fue por su culpa que Sasuke perdiera a todos sus seres queridos cuando apenas era un niño. Y si para conseguir derrotar a su hermano, se tiene que aliar con Orochimaru y cederle su cuerpo… –la frase se quedó a medias.

El joven Uzumaki bajó los brazos desde su nuca. No era capaz de mantener el gesto despreocupado de antes; de hecho, hundió las manos en los bolsillos de su sudadera negra y naranja, los colores que le caracterizaban.

Lo que le guía es la venganza… El odio, el dolor y la soledad. En parte comprendo cómo se siente. Llega un punto en el que los sentimientos negativos parecen consumirte… A él le consumieron por completo. Yo, en cambio… de alguna forma conseguí lo que tanto había deseado desde pequeño: Un amigo, un equipo en el que estar, llegar a ser importante para alguien. Y mi primer amigo, el que primero me consideró como un igual a pesar de todos los insultos, fue él. Y si tenemos que luchar para que comprenda que nos tiene pase lo que pase, lo haré. No pienso abandonarle, Hinata. No me daré por vencido.

Sentenció finalmente, carraspeando y tragando saliva. Alzó la mirada al cielo y cerró ligeramente los ojos por la luz del sol que se reflejaba sobre su rostro. Poco después dejó escapar un suspiro y dirigió la mirada a su acompañante, con una diminuta sonrisa.

Vaya, menudo rollo te he metido, Hinata. Debes de pensar que estoy loco por albergar aún alguna clase de esperanza, ¿verdad? Ero-sennin me lo ha dicho más de una durante todo este tiempo –se encogió de hombros y finalmente se percató del cambio en la actitud de la muchacha.

Volvía a tener la cabeza gacha, la mirada en el suelo  y jugueteaba nerviosamente con sus propios dedos, sumergida en sus pensamientos. Inmediatamente, el rubio se apresuró a dar una par de pasos más grandes para colocarse justo enfrente de Hinata y cortarle el paso. Se inclinó ligeramente hacia delante, haciendo que sus rostros estuvieran a la misma altura.
Ey… ¿Estás bien? ¿He dicho algo… malo? –preguntó preocupado a la par que confuso, pues no sabía que podía haber dicho para causar tal cambio en ella.





AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1024

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Sheena el Miér 12 Abr - 14:13




What tomorrow brings

Villa Oculta de la Hoja — Con Naruto



Hinata se dio cuenta de que se estaba comportando de una forma muy poco apropiada en el momento en que Naruto se acercó a ella, lo que inevitablemente causó que se le aceleraran los latidos del corazón. ¡Pero qué tonta llegaba a ser a veces! Estaban tratando un tema serio y ella pensando en Sakura, en los sentimientos no correspondidos que curiosamente los ataban a los tres: tanto a ella, como a la kunoichi de pelo rosa, como al propio Naruto. Era una extraña casualidad pero no era el momento de analizarla.

- ¡N-No, no pasa nada, estoy bien! – se apresuró a asegurar, conmovida por su preocupación – Es solo que… Estoy preocupada, Naruto-kun. Orochimaru es muy peligroso y vosotros pretendéis meteros en la boca del lobo. No puedo evitar tener miedo.

Tal vez él no se diera cuenta, pero ésta era otra de las cosas en las que Hinata había madurado. Hace tiempo hubiera tratado de esconder sus temores por todos los medios, para que no la considerasen débil o inútil. Sin embargo, Kurenai le había enseñado que era humano y natural tener miedo, que suprimirlo solo lo hacía todo más difícil, que generaba una enorme carga para llevar en solitario. Aprendió que nadie era inmune a sus efectos, que no tenía nada de qué avergonzarse por sentirlo de vez en cuando. Lo único que tenía que hacer era no dejar que la superase, evaluar cuándo era legítimo temer por algo y cuándo se estaba preocupando de más. Y siempre, siempre hacerle frente. Pero nunca negarlo, porque nadie estaba por encima de eso. Era una de las lecciones más valiosas de su sensei e intentaba tenerla siempre presente. Por eso mismo, no tuvo problemas a la hora de reconocerlo en voz alta frente a Naruto, ni pensó por un segundo que él creería que era débil por hacerlo.

- Por otro lado, quizá no pueda comprenderlo del todo pero… Sasuke-kun es tu familia ¿verdad? Es alguien muy valioso para ti y es normal que lo quieras arriesgar todo para recuperarle. Yo haría lo mismo. Por eso… quiero que cuentes conmigo para cualquier cosa que necesites. Voy a ayudarte. No dudes en acudir a mí para lo que sea. ¿E-Está bien?

Solo ella misma sabía cuánto le había costado pronunciar estas palabras, cuánta valentía había necesitado para tomar esa decisión. Ya no quería huir más, quería enfrentarse a cualquier cosa que pudiera venir por peligrosa que fuera. Podría quedarse en Konoha, tranquila y a salvo, pero esa no era la kunoichi que anhelaba ser. Quería ser alguien que pudiera caminar junto a Naruto, en quien él pudiera apoyarse. Le iba a demostrar que era más que digna de ello.




Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
607

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por SapphireDragon el Miér 19 Abr - 20:58




What tomorrow brings

Villa oculta de la Hoja — Con Hinata



El rubio de grandes ojos azules seguía parado frente a la joven Hyūga, ligeramente inclinado hacia delante a fin de que su rostro estuviera a la misma altura que el de ella. A pesar de esos tres años y haberse fortalecido, Naruto seguía sin comprender lo que era el espacio personal… Bueno, quizás un poco sí que lo comprendía, pero le resultaba inevitable actuar de esa forma: tan cercano y despreocupado con todo el mundo. Continuaba sin saber acerca de los sentimientos que Hinata tenía por él aunque todo el mundo fuese capaz de apreciarlo a una legua de distancia. Cualquiera diría que estaba ciego.

Abrió la boca a fin de preguntarle de si estaba segura de su respuesta, porque de verdad no se lo parecía. Pero no tuvo oportunidad de ello, pues ella continuó hablando. Se quedó ligeramente perplejo por sus palabras.

Miedo… No le podía culpar de ello. Tal como acababa de expresar, Orochimaru era verdaderamente poderoso y peligroso, también se podría añadir imprevisible a esa lista de adjetivos. Mentiría si dijera que no se le había antojado imposible la meta que se había propuesto. De hecho, le había sucedido en varias ocasiones a lo largo de esos tres años. Sin embargo, siempre recobraba su seguridad, pensado en todo lo que Sasuke había hecho por él (aunque fuera de forma inconsciente) y lo solo que debería sentirse…

Esbozó una triste sonrisa y asintió despacio.

Sí… Eso es exactamente lo que pretendemos hacer, Hinata –confirmó en un susurro. Se sorprendió nuevamente cuando ella dio exactamente en el clavo. Sasuke era justo eso: su familia, su hermano aunque no fuese de sangre, su mejor amigo.

Además, saber que ella se preocupaba por ellos así como que deseaba ayudarles de alguna forma, estar ahí para él, consiguió levantarle el ánimo, hacerle sonreír de forma radiante nuevamente. Porque Naruto no necesitaba más que el apoyo de sus amigos para volver a creer en sí mismo y en que todo era posible si se esforzaba lo suficiente.

¡Gracias, Hinata! Por todo de verdad… –hizo una pequeña pausa–. Por escucharme y por… por querer ayudarme. Prometo contar contigo. –le guiñó un ojo ladino y volvió a colocarse a su lado, a fin de reemprender su marcha hacia el edificio del Hokage.





AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
1024

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Sheena el Dom 25 Jun - 23:33




What tomorrow brings

Villa Oculta de la Hoja — Con Naruto



Hinata pensó que podría desmayarse allí mismo. Durante un breve momento casi se sintió desbordada por sus emociones, antes de recuperar el control como todo buen ninja debía ser capaz de hacer. Claro que tampoco se la podía culpar ¿no? Había encontrado la valentía para decirle al chico del que llevaba toda la vida enamorada que contase con ella y él había prometido hacerlo. Para cualquier otro podría parecer algo insignificante pero para la chica era un paso enorme.

- V-Vale…

Fue lo único que alcanzó a decir en voz bajita antes de retomar el paseo, que llegó a su fin más pronto de lo que la chica hubiera querido. Pero no tenía permiso para acudir a la reunión con la Hokage, así que allí debía despedirse de Naruto.

- B-Bueno… yo no puedo entrar, Naruto-kun. Así que… m-me ha gustado mucho verte de nuevo
– admitió, tratando de controlar su voz temblorosa – Espero… verte pronto. ¡Hasta luego!

Si tuviera que evaluar cómo había ido su reencuentro, podría decir que bastante bien; al menos ella estaba satisfecha. A pesar de la ligera sensación de nerviosismo que hormigueaba en su estómago y que no tenía nada que ver con el cosquilleo que normalmente asociaba a la sola presencia del ninja.

Porque no olvidaba que estaba de vuelta, pero que en breves volvería a marcharse para emprender algo extremadamente peligroso. Y aunque se había ofrecido a ayudarle, no estaba segura de que hubiera algo que ella pudiera hacer. Al fin y al cabo eso quedaba entre Naruto, Sasuke y su equipo. Tampoco quería entrometerse donde no la llamaban. Ni pensar que Sakura sí iría con él en esa misión y que ese era también su reencuentro tras varios años. ¿Habría cambiado algo en el corazón de la kunoichi? Hinata no lo sabía, Sakura nunca hablaba de sus sentimientos, ni siquiera con sus más cercanos. La marcha de Sasuke le provocó tal dolor que había levantado fuertes defensas alrededor de ellos. Eso la chica lo sabía sin necesidad de que nadie se lo dijera. Pero ignoraba lo que habría detrás de aquellos muros. De momento, eso solo lo sabía la propia Sakura.

Como siempre, reprimió esos pensamientos que de nada le servirían. Lo que tuviera que pasar, pasaría llegado el momento, se dijo. Nadie podía prever el futuro, tan solo podían luchar por él. Y eso era lo que iba a hacer, tal como le había dejado claro a Naruto. Sus habilidades ya no tenían nada que ver con las de tres años atrás. De alguna manera tenía que serle útil, seguro.




Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
607

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ► Our ghosts can become heroes

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
AvatarCamposContacto

Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.