Últimos temas
» Forbidden
Hoy a las 20:18 por Quisso

» Friction.
Hoy a las 19:04 por Snicket

» I ought to stay against you
Hoy a las 17:22 por Neliam

» Petición cambio de nick
Hoy a las 17:16 por Mozart

» Death and Discord
Hoy a las 16:25 por Neliam

» Bad guys hit back.
Hoy a las 15:51 por Oniswed

» Pirate's song
Hoy a las 15:01 por Ghawazee

» —The mighty fall.
Hoy a las 14:08 por Snicket

» Hurricane
Hoy a las 14:01 por Nightingale

» You and me...here
Hoy a las 13:24 por Winter Wiccan

» Your wakeup call
Hoy a las 13:21 por Novocaine

» ♠ Loving the almost.
Hoy a las 12:58 por Winter Wiccan

» Pure perfection
Hoy a las 12:33 por Harley

» 1. Party rock!
Hoy a las 12:20 por Winter Wiccan

» The Age of Innocence
Hoy a las 12:17 por Harley

Créditos...
La idea y fundación de Skipping Stone es de la antigua usuaria y administradora Aqua. Diseño de gráficos y redacción de normas, guías, etc, corre por parte del Staff. El skin, el tablón de anuncios, los perfiles y el tablón de afiliados han sido diseñados y cedidos al foro por Oswald. Las imágenes no nos pertenecen, han sido recolectadas en Deviantart en especial de faestock, So-ghislaine (dados) y webvilla (medallas), moon0727 (png Sherlock Holmes), andie-mikaelson (png Raven Reyes), Tube danimage (png Lagertha) y el tumblr fandomtransparents (png Sansa Stark). Damos también un agradecimiento en especial a los foros de recursos Glintz y Serendepity cuyos tutoriales han ayudado a crear las tablillas.
DIRECTORIOS
The X project

☆ Don't forget where you belong ☆

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Sheena el Miér 23 Nov - 17:02

Don't forget where you belong
El frío e inhóspito norte era posiblemente el lugar menos acogedor de todo Nohr. En un lugar tan solitario y remoto tenía su residencia la princesa Kamui. Sin embargo, nunca se había quejado. Su padre decía que aquello era por su seguridad, ya que los hoshidanos podían aprovechar cualquier oportunidad para secuestrarla. La princesa lo aceptaba con buen talante; hasta se las había apañado para hacer de aquella helada fortaleza algo parecido a un hogar. No estaba tan sola como podía parecer: tenía a los sirvientes, sus hermanos venían de visita de vez en cuando y también estaba Silas, su único amigo.

Silas no sabía cuántas regañinas había soportado por escaparse de sus deberes para ir a ver a Kamui. No importaba cuántas veces sus padres le recordaran su linaje noble, que no debía descuidar sus estudios, que sobre sus hombros descansaba el peso del nombre de su familia… sus momentos favoritos eran los que pasaba con la princesa. Las horas volaban como si fueran minutos y aquellos ratos siempre eran demasiado cortos.

Era fácil pensar que aquello continuaría por siempre. Sin embargo, años después la guerra contra Hoshido azotaría cruelmente a Nohr. E incluso antes de eso, Silas y Kamui se verían obligados a separarse. No obstante, ese no era el final. El destino y sus propias decisiones propiciarían que volvieran a reunirse. Aunque, lo que pasaría entre ellos a partir de entonces, todavía era algo desconocido.

Cronología


Silas
Caballero | Nohr | Sheena
Kamui
Princesa | Nohr | Helienne
CS | 1x1 | Fire Emblem Fates


Última edición por Sheena el Dom 27 Nov - 11:30, editado 1 vez


Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
521

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Sheena el Dom 27 Nov - 11:27






Childhood memories


Los copos de nieve mecidos por un intenso vendaval azotaban cruelmente el rostro de un joven Silas en su camino hacia la distante fortaleza. Deseaba llegar cuanto antes para poder refugiarse de ese tiempo tan inclemente en el acogedor interior del castillo. Sabía que allí habría un fuego esperándole y que los sirvientes le recibirían encantados. Ya le conocían de sobra, por ser el único amigo de la princesa, y siempre se portaban bien con él.

Por fin atravesó el portón del castillo, cuando la tormenta comenzaba a hacerse más intensa. Menos mal que estaba resguardado. Claro que con aquel temporal no podría volver en varias horas seguramente, lo que lo animó al instante. Eso significaba pasar más tiempo con Kamui, aunque también una reprimenda severa cuando regresara a casa. Sin preocuparse por este último hecho fue a buscarla donde sabía que estaría: en la biblioteca. Como estaba sola en esa enorme fortaleza, pasaba mucho tiempo leyendo.

No parecía haberse percatado de su presencia. Sigilosamente se acercó por detrás y se asomó por encima de su hombro:

- ¿Más novelas de aventuras? – esas eran sus favoritas - ¿Las hazañas de héroes antiguos? ¿O quizá un romance esta vez?

Fortaleza del Norte—Nohr—Con Kamui
✲ PSYCHONAUT




Última edición por Sheena el Vie 24 Feb - 17:24, editado 3 veces


Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
521

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Helienne el Lun 28 Nov - 1:18

Childhood memories


Kamui ✘ Silas ✘Biblioteca de la fortaleza del norte ✘ Invierno

En la inhóspita fortaleza del norte los días transcurrían a veces con exasperante lentitud, demasiado similares unos a otros. Por si fuera poco, el crudo invierno Nohrio empezaba a azotar con sus ventiscas las imponentes y oscuras almenas de aquella fortaleza lo que significaba que el aislamiento de Kamui se acentuaría durante aquellos meses. Sin la posibilidad de salir a los jardines o de entrenar en el exterior el encierro de la princesa se volvía todavía más tedioso e insoportable por lo que la peliblanca anhelaba algo de compañía para distraer su mente. Aquella mañana sin saber en qué ocupar su tiempo había optado por dirigirse a la biblioteca, el fuego que brillaba en el hogar hacía de la estancia un lugar mucho más acogedor pero la joven se hallaba sentada algo lejos de la chimenea cerca de las enormes e interminables hileras de estanterías que se observaban en aquel lugar. En una bandeja descansaba un juego de té de fina porcelana y los restos de su frugal desayuno, sin embargo, estaba tan ensimismada en su lectura que había ido dejando que el té se enfriase en aquel recipiente casi sin prestarle atención. Con un grueso volumen abierto sobre la mesa, la joven se inclinaba inevitablemente sobre él absorbida por la intrigante escena de batalla que se relataba en la obra y casi deseando con aquel gesto poder introducirse en sus páginas con gesto de concentración, prácticamente sin pestañear. O al menos así era hasta que una voz a su espalda la hizo sobresaltarse dando un ligero respingo en su asiento, la brusca interrupción hizo que tardase algo en reaccionar parpadeando con sorpresa e incredulidad.
-¡Silas! M-me has asustado.-Protestó frunciendo los labios aunque luego se removió en su asiento para mirar mejor a su amigo esbozando una sincera sonrisa de alegría, la presencia del chico era justo lo que necesitaba para entretenerse y agradecía enormemente su llegada-¿Qué estás haciendo aquí?-Inquirió con curiosidad ladeando la cabeza, luego se percató de los restos de nieve a medio derretir sobre los hombros del albino y se puso en pie tomando al chico de una de sus muñecas con cuidado-Vaya, parece que está nevando mucho. Será mejor que vengas junto al fuego a calentarte.-Guió a su invitado junto a los sillones y el rincón alfombrado que había en una zona contigua desde la que se observaban los grandes ventanales de ojiva y cómo se desarrollaba la nevada-Si tienes hambre puedo pedir que nos preparen un té o incluso chocolate.

Red Panda


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
17

Localización :
Hyrule/El VIsillo

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Sheena el Lun 26 Dic - 17:33






Childhood memories


- ¿Qué crees que hago, traer el correo? – rió el chico ante la obvia pregunta de su amiga – Pensé que estarías aburrida y me echarías de menos así que me escapé… y ahora me ha pillado la tormenta, vaya.

Estaba de buen humor y no era para menos. Siempre se alegraba de poder pasar tiempo con ella. Se sentó donde le indicaba, agradecido de entrar en calor frente al fuego. En cuestión de segundos, los restos de nieve sobre sus ropas se derritieron, al igual que los de su pelo, dejándole con el cabello húmedo. Se acomodó con las piernas cruzadas, en un estilo muy poco adecuado para alguien de familia noble, cosa que le importaba bastante poco. Allí no tenía a sus maestros o sus padres recordándole continuamente lo que tenía que hacer o cómo debía comportarse: que si guardara las formas, que si fuera educado, que si no hiciera travesuras, que si debía mantener el buen nombre de la familia, que si el honor de su apellido recaía sobre sus espaldas… El joven estaba harto de escuchar aquella cantinela una y otra vez. Ya había aprendido que para alguien que nacía con su posición había muchas responsabilidades pero él tan solo buscaba divertirse un poco, como cualquier muchacho de su edad. Solo tenía relación con otros niños de familias acomodadas pero ninguno era como Kamui: las niñas eran remilgadas y sosas y los niños, a cada cual se daban más aires de grandeza. Sin embargo ella, por más que fuera de la realeza, era divertida, intrépida, nunca decía que no a la idea más alocada aunque supiera que les iba a caer la peor reprimenda posible. Era única.

- Tomaré algo si tú lo tomas también – de todas formas, algo debían de hacer bien sus tutores porque los modales se habían quedado algo arraigados en su personalidad. O simplemente se moría por algo caliente – Este té está helado – comprobó,  posando la mano en la tetera, totalmente fría.

Aprovechando que ya había entrado en calor, se acercó a ella, tomando el volumen que con tanto interés estaba leyendo cuando entró. Era un relato épico, lleno de héroes y grandes guerreros. Uno podría esperar que le interesaran más las historias de amor, de damas en apuros y princesas que suspiraban por sus príncipes, como a la mayoría de niñas que conocía, pero no. Otra diferencia que le agradaba.

- ¿De qué va este? – preguntó, hojeando el grueso libro, a la espera de que le resumiera el contenido. Total, no podrían abandonar el castillo en unas cuantas horas y ¿qué mejor para una tarde de ventisca que una historia al lado de la chimenea?

Fortaleza del Norte—Nohr—Con Kamui
✲ PSYCHONAUT




Última edición por Sheena el Vie 24 Feb - 17:24, editado 3 veces


Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
521

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Helienne el Lun 9 Ene - 1:35

Childhood memories


Kamui ✘ Silas ✘ Nohr ✘ Un día de invierno


Al escuchar que se había escapado negó con la cabeza para sí y suspiró, por su culpa iba a ganarse una reprimenda y aquello le hizo olvidar por un momento su alegría. Además había sido seguramente un camino largo para él y se sentía algo mal sabiendo que se había internado en la tormenta para llegar hasta allí. Por suerte para ella, el servicio comprendía su situación y se habían convertido en sus aliados puesto que no le reprochaban nada al haberse ganado su afecto.
-¡Te agradezco mucho la visita!-Reiteró volviendo a sonreír de forma cálida, desde luego Silas había aparecido en el momento oportuno y aquello era visible en el entusiasmo que se intuía en su tono de voz y sus gestos-Aunque espero que no te riñan por mi culpa.-Añadió en tono más bajo y desviando la mirada ligeramente preocupada, pese a todo, se esforzó en que aquello no empañase su humor ni arruinase el buen momento entre ambos
Viendo que el chico se había sentado y apropiado de su libro, ella hizo lo mismo acomodándose en los sillones de forma algo descuidada y se acercó al albino para tomar el volumen y abrirlo colocándolo cuidadosamente entre ambos.
-Eso es porque me puse a leer y se me olvidó.-La chica hizo un mohín ante su reproche y alzó la cabeza por encima del respaldo del sofá  para buscar la puerta de la biblioteca, a continuación volvió a levantarse para buscar la campana que estaba sobre la mesa en la que había estado leyendo, había empezado ahí para reposar el pesado libro en la mesa pero tenía que reconocer que era más cómodo leer frente a la chimenea. Entonces la hizo sonar y pidió a la sirvienta educadamente un par de tazas de chocolate caliente y unas pastas-Bueno, a ver…-Frunció el ceño cuando regresó junto a su amigo y se quedó en silencio mirando el libro mientras hacía memoria-Pues este trata de un reino lejano en el que había un dragón malvado y terriblemente poderoso que buscaba destruirlo. Sin embargo, hay un linaje que desciende de un dragón bueno que pretende combatirlo. La historia cuenta muchas batallas y cómo esos guerreros tuvieron que cruzar el océano para enfrentarse a un conquistador que pretendía imponer su yugo a todas las naciones del mundo. Y finalmente cuando el dragón de la oscuridad resucita hasta se abren portales temporales y regresan algunos jóvenes del futuro, descendientes de los que están combatiendo para cambiar el pasado y que así no pierdan la guerra.-Explicó pasando las páginas y señalando algunas de las miniaturas que ilustraban dichos acontecimientos ya que estaba tan emocionada resumiendo el argumento que quizás había hablado demasiado aprisa-Aunque… mejor no sigo contando porque si un día quieres leerlo ya vas a saberlo todo. Se mordió suavemente el interior de la mejilla lamentando su impulsividad y dejó que el chico examinase a su antojo el libro mirándole de reojo-No sé si será una leyenda pero a mí me parece muy emocionante e interesante.-Se acurrucó en una esquina abrazándose las rodillas, si leía tanto era para evadirse del  hecho de no poder abandonar aquellos muros pero a veces aquello le acababa afectando ya que ni siendo tan soñadora podía evitar sentirse casi como una prisionera.


Red Panda


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
17

Localización :
Hyrule/El VIsillo

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Sheena el Mar 17 Ene - 17:25






Childhood memories


- No te preocupes – se apresuró a tranquilizar a su amiga. Por supuesto que cuando llegara a casa le esperaba una bronca, y de las gordas, pero eso no tenía por qué saberlo. Seguro que encima se sentiría responsable y era lo último que quería.

Dicho lo cual, se acomodó mejor en el sofá, esperando el chocolate caliente que ella había pedido y que no tardó en llegar. Dio cuenta de él mientras escuchaba, absorto, la historia que le contaban. Él también era fanático de ese tipo de cuentos fantásticos. Si bien estaba harto de que le recordaran su linaje y posición, le encantaban las leyendas de sus supuestos antepasados, que habían llevado a cabo todo tipo de hazañas heroicas. Eso sí eran caballeros de verdad, no como muchos nobles que él conocía, que fardaban de boquilla pero en realidad no habían tocado una espada en su vida. Sus padres y tutores le recordaban una y otra vez que esos tiempos habían pasado y que, en todo caso, embarcarse en ese tipo de aventuras era jugarse la vida sin necesidad, pero Silas no estaba de acuerdo. No creía que hubiera nada más emocionante que eso. Mientras ella narraba, sin dejar de escucharla y casi sin pretenderlo, en su cabeza imaginaba que ellos dos eran los protagonistas de la historia, que vivían mil peripecias y que también viajaban al futuro para luchar contra el malvado dragón. ¡Qué grandioso debía ser si pudieran realmente experimentar algo así!

Refunfuñó un poco cuando Kamui dejó de contar la historia en la mejor parte, justo antes del final, sin poder evitar expresar este descontento en voz alta.

- ¡No vale! ¡Si ya casi me has contado la historia entera! Queda lo mejor ¿qué más te da? Además, es mucho más interesante si lo cuentas tú que si lo leo yo – probó como último recurso, exponiendo algo que tampoco era falso. Era amigo de los libros pero aún más de los cuentacuentos y trovadores. Prefería escuchar una buena historia antes que leerla.

No pudo seguir protestando porque ella le puso el libro encima. Fue pasando las páginas sin leer nada, cosa que haría en otro momento, tan solo fijándose en los dibujos. Tuvo que levantar la cabeza al escuchar su reflexión, aunque la princesa no lo miraba a él, más bien parecía perdida en sus propios pensamientos, muy lejos de allí. Sintió un atisbo de rabia creciendo en su interior, y no era para menos. Muchas veces se había preguntado ¿por qué tenía que vivir allí sola, en aquella fortaleza helada, en lugar de tener una vida normal? Decía que su padre, el rey, temía por su vida a causa de sus numerosos enemigos y por eso la mantenía apartada. Silas no podía evitar pensar que eso no tenía mucho sentido. ¿Dónde iba a estar la princesa mejor protegida que en el palacio, rodeada por decenas de guardias y con la ayuda de sus propios hermanos, que eran guerreros y magos formidables? Odiaba que tuviera que ser así, no cuando sabía que ella se moría por salir fuera, por vivir al lado de su familia porque las ocasionales visitas no eran suficientes. Aunque casi nunca se quejaba, algunas veces se lo había dicho. Que le gustaría salir y ver el mundo. Y él se sentía frustrado porque no podía hacer nada. Solo podía prometerle que, si llegaba el día en que las cosas cambiaran, él mismo se encargaría de su seguridad.

- Dicen que todas las leyendas tienen una base real – dijo para no seguir pensando en el tema que tanto le molestaba – No sé si será verdad pero tiene bastante sentido – comentó, pensativo – Oye… ¿tú crees que es posible? Viajar entre el pasado y el futuro, digo. Como en la historia. ¿Te gustaría?

Fortaleza del Norte—Nohr—Con Kamui
✲ PSYCHONAUT




Última edición por Sheena el Vie 24 Feb - 17:23, editado 3 veces


Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
521

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Helienne el Miér 18 Ene - 1:20

TÍTULO AQUÍ


Kamui✘Silas ✘ Nohr ✘ Un día de invierno


La princesa continuó hecha un ovillo en un rincón jugueteando distraídamente con alguno de sus blancos mechones mientras observaba cómo su amigo se centraba en el libro. Sólo se movió en cuanto la sirvienta llegó con la bandeja y tras agradecérselo con una sonrisa, agarró una de las dos tazas de chocolate aprovechando su agradable temperatura para darles algo de calidez a sus manos. Dio un sorbo tras soplar y se relamió los restos del dulce líquido que manchaban su labio superior.
-Pues si tanto te gusta la historia y que te la cuente yo será mejor que no diga nada más, así me aseguro de que vienes a verme otra vez para que la termine.-Dijo sacándole la lengua con expresión algo traviesa y una mirada cómplice hacia el joven. Entonces se arrimó un poco más a él moviéndose sobre los cojines de rodillas y todavía con la taza entre sus manos cuidando de no derramar su contenido teniendo tan cerca el libro. Al final, como apenas había bebido té, apuró el contenido y volvió a relamerse dejando la taza sobre la mesa encima de su plato.
 Meditó la respuesta a su pregunta con el ceño levemente fruncido y se sentó sobre sus talones hundiéndose parcialmente en los cojines y colocándose de cara al chico.
-Bueno, Camilla usa grimorios para hacer aparecer ráfagas de fuego así que puede que la magia también sea capaz de hacernos viajar en el tiempo.-Explicó encogiéndose de hombros. Por el momento no sabía mucho sobre el tema pero cada vez que veía a hurtadillas algún entrenamiento entre sus hermanos mayores se quedaba completamente fascinada. Si no lo hubiera visto con sus propios ojos aquellas historias le resultarían aburridas pero era la posibilidad de que fueran ciertas como Silas había apuntado lo que las hacía precisamente interesantes-¡Sería increíble poder viajar de una época a otra! Ver cómo era todo en el pasado y entender la historia...-Asintió dando una pequeña palmada pero seguidamente colocó las manos sobre su regazo y arrugó los labios, desviando la mirada-Sin embargo... también puede ser muy peligroso, imagina que haces algo que lo cambia todo y alteras el curso de las cosas. En la historia-dijo señalando el libro-los protagonistas buscan cambiar el pasado a mejor pero piensa lo que podría pasar si vas al pasado y uno de tus antepasados muere.-Sus ojos se abrieron en una expresión temerosa-Y creo que una magia poderosa siempre tiene un precio, seguro que no es fácil hacer algo así y hay que practicar mucho o sacrificar algo a cambio.-Su mirada se posó en una ilustración del libro en la que se veía a dos ejércitos enfrentándose y se calló durante un instante para seguir pensando-O tal vez vas al futuro, ves algo horrible y te obsesionas con cambiarlo.-Le quitó el libro suavemente al peliblanco y lo cerró para dejarlo sobre la mesa aunque sólo fuera para dejar de pensar en ello y de paso para asegurarse de que su amigo no hacía trampas y no seguía intentando leer el final por su cuenta.
 Se aupó un poco en su posición para fijarse en la ventana, la tormenta parecía más suave que cuando llegó a la biblioteca pero el viento seguía trayendo copos de nieve contra los cristales.
-Por ahora me conformo con viajar en el presente.-Afirmó dejando escapar una risita que se notaba algo amarga a pesar de que trataba de bromear-No hay mucho que hacer pero podemos dar una vuelta por el castillo.-Hasta ella podía cansarse de quedarse todo el día encerrada entre libros así que se puso en pie de un salto y le tendió la mano al chico haciéndole un gesto para animarle a que la siguiera-A lo mejor encontramos un pasadizo como el otro día.-Insinuó alzando las cejas con una expresión nuevamente traviesa.


Red Panda


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
17

Localización :
Hyrule/El VIsillo

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Sheena el Sáb 21 Ene - 18:01






Childhood memories


Todo lo que Kamui decía tenía sentido, después de todo era la más responsable y consciente de los dos pero eso no impedía que su imaginación echase a volar sin valorar los riesgos, tan solo pensando en las infinitas posibilidades de algo tan impresionante.

- Si existe, seguro que es la magia más difícil que hay – convino – Pero ¡imagina todo lo que podrías ver y hacer! No todo tiene que ser tan malo. Podrías ir al pasado y aprender cómo vivían nuestros ancestros, ver animales que ya no existen, quizá hasta conocer a familiares lejanos. O al futuro, verías cómo ha avanzado todo, ¡hasta podrías conocer a tus propios hijos o a tus nietos, o a los hijos de ellos…! – ya se estaba emocionando él solo otra vez, hasta que la mirada de la princesa le hizo frenar ese entusiasmo – Pero bueno, supongo que tienes razón. No se puede jugar con algo tan peligroso como el tiempo. No es como hacer aparecer una bola de fuego después de todo. Aun así, me gustaría ver un dragón – murmuró para sí, sin querer que le oyese porque seguro que le parecía tonto o infantil.

El tiempo se había pasado volando mientras conversaban y hasta que su amiga no lo evidenció, no se dio cuenta de que la tormenta estaba remitiendo. Eso significaba que su tiempo allí llegaba a su fin. Pero no le dio tiempo a entristecerse porque enseguida se le iluminó el rostro ante la sugerencia de ella. No es que pudieran salir a vivir aventuras pero al menos podían explorar el castillo. La helada fortaleza era muy grande, y también antigua, por lo que siempre quedaban secretos por descubrir. A excepción de los pocos sirvientes que atendían a la princesa, estaban solos en aquel enorme lugar. Casi se podría decir que eran los dueños del mismo, ya que prácticamente conocían cada recoveco, cada pasadizo, cada cuadro de los corredores y cada hilo de los tapices.

No se lo pensó dos veces, levantándose de un salto para seguir a Kamui. La última vez habían descubierto un conveniente pasillo que daba a las caballerizas y que les sería muy útil cuando quisieran escabullirse sin ser vistos. Y aún les quedaban muchas torres y torrecillas por examinar.

- ¡Entonces vamos! Al igual encontramos algún esqueleto en las habitaciones de arriba – bromeó, poniendo cara de terror al tiempo que extendía las manos hacia ella en gesto amenazador, buscando asustarla.

Fortaleza del Norte—Nohr—Con Kamui
✲ PSYCHONAUT




Última edición por Sheena el Vie 24 Feb - 17:23, editado 1 vez


Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
521

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Helienne el Mar 24 Ene - 22:14

Childhood memories


Kamui ✘ Silas ✘ Nohr ✘ Un día de invierno


Por toda respuesta a la retahíla del chico, se limitó a asentir con una expresión más calmada y ante lo del dragón esbozó una sonrisa con un brillo ilusionado y soñador en los ojos.
-Según las leyendas los dragones son criaturas peligrosas pero también nobles e inteligentes. Es una pena que no me dejen acercarme a los establos para intentar acariciar a los guivernos de los jinetes.-Se enfurruñó y por un momento en su camino a la puerta de la biblioteca sus zancadas se volvieron más ruidosas y violentas, como siempre todo el mundo intentaba sobreprotegerla frente a algo que no terminaba de entender-Prefiero no hablar mucho de magia, es algo muy complicado y tendré que estudiar mucho sobre ello en el futuro…-Suspiró con cierto tono de tedio, apenas era una cría pero las distintas clases pertenecientes a su formación como princesa ya habían empezado en algunos aspectos y a veces eran agotadoras.
Cuando alcanzaron los portones de la biblioteca, Kamui abrió una de las hojas asomándose disimuladamente, para ella era casi una rutina hacer ese tipo de gestos si no quería meterse en líos cuando intentaba escabullirse o moverse libremente por los pasillos.
-Creo que no hay nadie, ¡vamos!-Se volvió hacia él con una sonrisa radiante antes de apremiarle con un gesto y salir de la estancia rápidamente mirando hacia atrás de reojo para asegurarse de que le seguía-¡No digas tonterías! Seguro que no hay esqueletos.-Protestó a mitad de camino entre un reproche y un deseo de que realmente aquello fuera cierto. Fue aminorando el paso para observar a su alrededor, a veces hasta ella podía despistarse en una fortaleza tan grande sobre todo cuando su mente estaba tan lejos de allí-Bueno, hay sitios que están cerrados y a los que no nos dejan acercarnos pero si quieres ver esqueletos seguro que los hay en las mazmorras.-Propuso intentando sonar despreocupada y girando sobre sí misma con las manos tras ella para caminar de espaldas y mirarle en el proceso-Si quieres ver un dragón deberíamos empezar por ahí.-Le propuso en un tono de desafío, la perspectiva de que pudieran interceptarles y que por ello les cayese un rapapolvo era grande pero era una de las pocas emociones que podía tener allí dentro.
 Por un momento al ver cómo la nieve se iba retirando pensó en que podrían bajar a jugar con ella a los jardines o incluso suplicarles a sus sirvientes que dejasen que su amigo se quedase a comer pero viendo lo que Silas había comentado a su llegada aquello acabaría teniendo consecuencias para ambos y no estaba del todo segura de si sería bueno, lo que menos le apetecía era que le prohibiesen la entrada al castillo.

Red Panda


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
17

Localización :
Hyrule/El VIsillo

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Sheena el Vie 24 Feb - 17:23






Childhood memories


Una vez que se cercioraron de que nadie los había visto salir, siguió a la princesa por los amplios corredores de la fortaleza. Era tan enorme que a veces pensaba que nunca tendrían ocasión de recorrerla por completo, de acceder a todas sus salas, de destapar todos los secretos que seguramente dormían en su interior. No se planteaba la posibilidad de que simplemente fuera un lugar grande y aburrido: su mente infantil pero despierta soñaba con emociones y aventuras día sí, día también.  

- Apuesto a que te morirías de miedo si vieras un dragón – contraatacó, con intención de molestarla – Ya tienes dudas sobre los esqueletos, te asusta que realmente veamos uno ¿eh? – dijo con malicia mientras ella se colocaba de frente a él. Las risas que se iba a pegar como chocase con algo – Además ¿acaso tú sabes cómo de antiguo es este castillo o para que se usaba antes? A lo mejor sí que encerraban prisioneros en las mazmorras y los dejaban morir de hambre… ¡con suerte seguirán ahí todavía, esperando a que los encontremos! – no podía evitarlo, era un fanático de las historias espeluznantes y de terror. Le gustaban casi tanto como las de caballeros heroicos, porque no solía asustarse y su ego se crecía ante la valentía que se enorgullecía de poseer.

Tras unos minutos de recorrer largos pasillos llegaron por fin a las primeras escaleras, que se apresuraron a bajar. Continuaron descendiendo hasta llegar a la planta baja, donde de nuevo se pusieron a buscar el acceso a las mazmorras. Les llevó un par de intentos fallidos pero finalmente lo lograron. Aquellas escaleras no se parecían en nada a las anteriores, anchas y cómodamente tapizadas con alfombras. Tenían todo el aspecto que se suponía debían tener unas escaleras que descendieran a los sótanos de un castillo: estrechas, viejas, de piedra y por supuesto de caracol. Se asomaron un poco, pero no se veía nada más allá del primer giro. Se miraron con momentánea indecisión: después de llegar tan lejos ¿se atreverían a seguir hasta el final?

- Bueno ¿te atreves? – le preguntó a Kamui, ocultando que él mismo guardaba ligeras dudas al respecto. Y es que, por más que se jactase de nunca tener miedo, el aspecto que presentaba ese pasadizo era de todo menos acogedor. Y tampoco quería llevar a su amiga más allá de donde ella estuviera dispuesta a llegar.

Fortaleza del Norte—Nohr—Con Kamui
✲ PSYCHONAUT




Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
521

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Helienne el Mar 11 Abr - 16:48

Childhood memries


Kamui ✘ Silas ✘ Fortaleza del Norte ✘ Invierno

Agradecía la enomre paciencia que estaba teniendo el chico ya que aquel particular recorrido por el castillo les estaba llevando más tiempo del que habría deseado. Obviamente no acostumbraba a visitar las mazmorras y no podía simplemente preguntar a un sirviente por las mismas sin levantar sospechas. Pese a que la fortaleza pareciera vacía, se cruzaron con algunos criados a los que se encargó de saludar con su mejor sonrisa y unos modales exquisitos con los que intentaba disimular el travieso plan que ambos estaban llevando a cabo. No parecían muy extrañados y tampoco se inmutaron ante la presencia del joven peliblanco lo que suponía un verdadero consuelo. Una vez en las escaleras, Kamui se agachó entornando los ojos como si con ello pudiera ver en la oscuridad y se pasó unos mechones de sus blancos cabellos tras las orejas con un resoplido de frustración al no poder hacerse una idea de lo que encontrarían.
-¡Claro que me atrevo!-Protestó levantándose con el ceño fruncido y luego le sacó la lengua antes de sonreír con algo de malicia y le señaló dándole unos golpecitos en el pecho-A lo mejor el que no se atreve eres tú.

Tardó unos segundos pero se encargó de empezar a bajar las escaleras pegada a la pared para pisar los escalones por la zona más ancha y evitar un tropiezo por lo que su avance era lento. En el camino el aire se iba haciendo más pesado y húmedo por lo que no pudo evitar un escalofrío, en aquella gélida fortaleza los sótanos estaban surcados por frías corrientes de aire. En cualquier caso, agradeció encontrar en algún punto de la escalera una antorcha que se apresuró a sacar de su soporte.
-¿Crees que quedará mucho más para llegar?-Preguntó mirando al chico de reojo todavía con la antorcha alzada para iluminar los escalones, de paso comprobó si su amigo la seguía de cerca-La verdad, no sabía que los cimientos de la fortaleza fueran tan profundos, a este paso encontramos un pasadizo secreto para escapar…-Dijo con un suspiro algo fantasioso, de ser así guardaría ese secreto para poder usarlo a su favor en el futuro. .


Red Panda


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
17

Localización :
Hyrule/El VIsillo

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Sheena el Vie 28 Abr - 19:45






Childhood memories


Como esperaba, su amiga no iba a echarse para atrás. Decidió no decirle que tras sus palabras solo estaba la ligera preocupación por las nada agradables consecuencias que podría tener esa pequeña aventura si los pillaban, pero si a ella no le importaba, a él tampoco. La siguió, imitando su cautelosa forma de bajar los escalones y asimismo utilizando la pared como apoyo. Ésta era fría, rugosa, y en algún punto del recorrido se volvió húmeda. Agradeció que encontraran aquella antorcha, aunque estuviera apagada ya que ningún sirviente se molestaba en bajar hasta allí, lógicamente. Se las apañaron para encenderla como buenamente pudieron y, tras varios intentos fallidos, al fin lograron prender una llama lo suficientemente intensa para iluminar lo que tenían delante.

El pasadizo no parecía tener fin. Pero Silas sabía que eso solo ocurría en los cuentos: en la vida real, todos los caminos terminaban en algún sitio. Aquel, simplemente, era más largo de lo que habían supuesto en un principio. Hacía frío allí abajo, le dio la impresión de que la temperatura descendía a medida que bajaban y la tenue llama de la antorcha no servía para dar luz y calor al mismo tiempo. Se preguntó si ella no tendría frío y estuvo tentado de hacer esta pregunta en alto, pero se contuvo. Seguro que solo hería su orgullo.

- Ya no debe de quedar mucho – o eso esperaba, al menos – En algún momento las escaleras tendrán que acabarse, no creo que quien construyera este castillo se molestara en hacer un pasadizo tan profundo solo para ocultar a sus prisioneros, después de todo llevaría mucho tiempo para los guardias llegar hasta ellos, por no hablar de que un intento de fuga tendría más probabilidades de éxito – razonó, de acuerdo a lo que había leído en algunos de sus libros y lo que le parecía más lógico – Debemos estar muy cerca…

Apenas le dio tiempo a decirlo. Unos minutos más tarde, las escaleras terminaron por fin para dar paso a un inmenso pasillo, igual de oscuro que todo lo demás. Por mucho que acercaron la antorcha solo distinguían el suelo y las paredes, por lo que no les quedó otra opción que seguir avanzando. Ya que habían llegado hasta ahí, no podían echarse atrás. El eco de sus pasos resonaba en las desnudas paredes de piedra, haciendo que el ambiente pareciera mucho más lúgubre de lo que correspondía a un simple pasillo vacío. Al menos hasta que aparecieron las celdas. Hileras de ellas, a ambos lados del corredor por el que transitaban, que sugerían de todo menos pensamientos agradables. ¿Quiénes y por qué habían sido encerrados allí? ¿Cuál habría sido su destino? Resultaba bastante sombrío; quizá por esta razón, sin darse cuenta, alargó la mano que no sostenía la antorcha para agarrar la de Kamui. No sabía por qué, pero se sentía mucho mejor así.

Fortaleza del Norte—Nohr—Con Kamui
✲ PSYCHONAUT




Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
521

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Helienne el Dom 7 Mayo - 21:21

Childhood memories


Kamui ✘ Silas ✘ Nohr

Al final habían llegado a su destino aunque fue más desilusionante de lo que habría imaginado y sobre todo, mucho más frío y tétrico. Sacudió la cabeza al darse cuenta de ello y resopló, ¿acaso podía esperarse otra cosa de un lugar así de solitario? La peliblanca asintió ante los razonamientos de su amigo.

-Veo que has leído bastante sobre castillos y caballeros.-Dijo con cierto tono de asombro. Al notar que él agarraba su mano ella hizo lo propio y hasta se pegó más a él quizás buscando un poco de calor corporal y sobre todo la posibilidad de sentirse arropada y apoyada para disipar así posibles miedos-Como estamos en tiempos de paz es lógico que las mazmorras no se usen, si hubiese prisioneros de guerra habríamos encontrado guardias y no habríamos podido avanzar.-Hizo una mueca y la recorrió un escalofrío al pensar lo cruel que su padre podría llegar a ser con dichos prisioneros, agradecía que no hubiesen podido ver ningún instrumento de tortura, ya le resultaba doloroso leer ese tipo de cosas en las novelas de caballeros, normalmente se saltaba los pasajes más desagradables-¿Sabes? Creo que no vamos a encontrar dragones por aquí.-Aventuró tras unos momentos de silencio para intentar dejar atrás aquellos pensamientos.

Los ecos de sus pasos se unían al crepitar de la antorcha, el sonido de alguna que otra gotera y el suave ulular del viento que se colaba por algunas rendijas. Todas las celdas estaban completamente cerradas y se preguntó dónde guardarían tantas llaves y si no las acabarían confundiendo ya que todas parecían exactamente iguales entre sí. Sin embargo, pasados unos minutos de caminata que se le hicieron eternos por el monótono ambiente, llegaron al final del pasillo y una de las celdas que se hallaba justo a su izquierda parecía estar abierta. Kamui entrecerró los ojos y movió la antorcha para que su resplandor iluminase más allá ya que la llama no era demasiado grande con la intención de comprobarlo.

-Deberíamos volver antes de quedarnos a oscuras pero… ¡Mira!-Señaló con gesto triunfante al adivinar que efectivamente la oxidada puerta de la celda estaba entreabierta. Empujó ayudándose con el hombro y esta cedió con un chirrido-¿Por qué la habrán dejado así? ¿Será que ya no se usa?-Preguntó volviéndose para mirar a su amigo-Ven, vamos a entrar. Pero deberíamos asegurarnos de que se queda abierta, no me gustaría quedarme aquí encerrada…-Pidió haciendo una ligera mueca de temor.

Tal vez el descubrimiento por nimio que fuera había vuelto a levantar el ánimo de la chica pero se encargó de arrastrar con el pie un ladrillo suelto para dejarlo junto a la puerta para que hiciera de tope. Luego inspeccionó la celda arrugando la nariz ante la pestilente mezcla de olores pero al fondo de la misma se fijó en que los ladrillos parecían estar agrietados y mal colocados, en la parte más baja incluso había un hueco considerable. Kamui se agachó y colocó la mano frente a aquel hueco notando una fría corriente de aire, por allí había salida y aquello parecía conducir a algún tipo de túnel por lo que sonrió, exultante.

-¡Silas! ¡Ven a ver esto!-Lo animó poniéndose en pie de un salto y realizó una serie de enérgicos e impacientes gestos para atraerle hasta allí. Mantuvo aquella sonrisa y prefirió no decir nada para que su amigo lo descubriese por sí mismo.



Red Panda


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
17

Localización :
Hyrule/El VIsillo

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Sheena el Lun 8 Mayo - 16:52






Childhood memories


- Si hubiese dragones, seguro que estaríamos más calentitos – bromeó, tratando de aligerar el lúgubre ambiente – Con uno o dos wyverns bastaría...

Lo cierto era que él también estaba un poco decepcionado con cómo estaba resultando su pequeña aventura; le gustaba más cuando solo era una idea dentro de sus cabezas. Pero al menos podía pasar tiempo con Kamui y hasta ella le había elogiado. Por no hablar de que no iba a quejarse por andar cogidos de la mano. Todo tenía su lado bueno, pensó. Aunque también agradecía que no hubiera ningún prisionero allí dentro. No estaba seguro de poder mostrarse tan valiente si ese fuera el caso.

El pasillo había llegado a su fin sin que encontraran en él nada digno de mención. Era de esperar, pero Silas no podía dejar de lamentarlo. Iba a ser verdad que las aventuras solo existían en los libros de ficción. No obstante, la princesa quiso estudiar la última celda, que casualmente se encontraba abierta, por lo que al parecer no se marcharían todavía. Bueno, ya que estaban allí, no haría daño que se quedaran un poco más, aunque dudaba que hubiera nada interesante dentro de la prisión. El muchacho permaneció fuera sosteniendo la antorcha y cuidando de que no se cerrara la puerta mientras ella inspeccionaba el habitáculo.

Con lo que no contaba era con que le llamase a los pocos minutos, con mucho entusiasmo. Al final iba a resultar que la exploración daría sus frutos. Escéptico, se acercó, echando un vistazo a lo que señalaba su amiga y acercando la antorcha para iluminar mejor. Tenía razón al sorprenderse: ¡el pasadizo con el que habían bromeado antes parecía existir en realidad! O eso auguraban los ladrillos mal puestos y la corriente de aire que se colaba por allí.

- ¿Crees que…? – dejó la pregunta en el aire, sin necesidad de completarla, con la emoción claramente impregnada en la voz - ¡Vamos, tenemos que averiguarlo!

Sin más preámbulos, dejó la antorcha en el suelo, lo suficientemente cerca para poder ver lo que hacían. De rodillas en el suelo, trató de sacar uno de los ladrillos que parecían más sueltos. Una vez que lo lograse con el primero, el resto sería más sencillo. La expectación por lo que descubrirían le había devuelto el ánimo, haciendo que se olvidara hasta del mal olor y del frío, incluso del tiempo que habría pasado desde que entraron allí. Aquello se había convertido en una verdadera aventura.

Fortaleza del Norte—Nohr—Con Kamui
✲ PSYCHONAUT




Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
521

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Helienne el Dom 14 Mayo - 22:10

Childhood Memories


Kamui ✘ Silas ✘ Nohr ✘

Lo curioso del caso es que hubiese un túnel justo en las mazmorras, ¿cómo había podido pasar desapercibido? Quizás había sido excavado por algún prisionero que logró escapar, la historia detrás de aquel pasadizo le llamaba la atención.

-A lo mejor por eso no usan esta celda, si el prisionero encontrase este pasadizo podría escapar fácilmente.-Aventuró ella tirándose también al suelo de rodillas para ayudar a su compañero. Tosió por el polvillo que se estaba levantando así como por el desagradable olor y pasó a resoplar con esfuerzo.

Apretó los dientes e incluso apoyó un pie sobre la pared para hacer fuerzas y algo de palanca. Tras un rato de trabajo duro consiguieron quitar suficientes ladrillos como para crear un hueco lo suficientemente grande como para que ellos pasaran algo agazapados. Kamui se puso en pie sacudiéndose las manos y se enjugó la frente con el dorso de una de ellas echándose hacia atrás los sedosos cabellos blancos que empezaban a estar completamente alborotados y que sin duda provocarían un grito de más de una de sus sirvientas al verla así, aquello la hizo sonreír de forma traviesa.

-¡Por fin! Vamos entonces, ¿no?-Miró al chico de reojo y se agachó para coger la antorcha buscando su luz para examinar mejor el túnel, no sabían cuán largo y estrecho era, daba algo de miedo internarse en él, la verdad, sobre todo si pensaba en que se podía derrumbar o lo que les esperaría en el trayecto-Si nos encontramos con un dragón vas a ser tú quien luche contra él.-Le advirtió sacándole la lengua y tiró suavemente de su mano mientras se encorvaba para entrar por el túnel-¿Dónde crees que llegará? Me pregunto quién habrá hecho esto y cómo… parece que no se han molestado mucho en disimularlo, ¿piensas que estaría aquí desde que se hizo el castillo? Siempre he escuchado que hay vías de escape para que el rey y su familia abandonen los castillos en caso de verse atacado pero este lugar no es el más indicado para un túnel así.-Frunció el ceño, pensativa mientras realizaba todas aquellas elucubraciones en voz alta, quizás con los nervios prefería seguir hablando para evitar que el silencio fuera incómodo.

 Poco a poco y por suerte para ambos el techo se fue alejando y la anchura del túnel aumentó, aquello hizo que la princesa suspirase de alivio y se relajase un poco aunque se mantuvo alerta con la antorcha iluminando frente a ellos y atenta a los sonidos que podían escucharse en aquel pasadizo, no descartaba encontrarse algún ratón o un murciélago allí escondido.


Red Panda


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
17

Localización :
Hyrule/El VIsillo

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Sheena el Vie 16 Jun - 23:30






Childhood memories


El muchacho tuvo que contener una risa, que escondía la emoción mal contenida por lo que estaban haciendo y quizá también por la naturaleza prohibida de ello, al ver el desastroso aspecto que presentaba su amiga después de que terminasen de agrandar el agujero. Aunque supuso que él no debía tener mejores pintas, pero eso no era de importancia en ese momento. Ante ellos se abría un nuevo pasadizo, que parecía en principio muy estrecho; un vistazo más de cerca les informó de que con algo de esfuerzo podrían entrar por él.

Eso hicieron, manteniéndose juntos tomados de la mano para evitar perderse y un poco para disimular la aprensión que (Silas estaba seguro) ambos sentían al internarse en lo desconocido. Se agazaparon bajo la luz de la antorcha que constituía su única guía, tranquilizándose un poco cuando el túnel se volvió algo más practicable.

- ¡Desde luego! – respondió el joven a la pregunta de la princesa, con un deje de orgullo herido que aparentaba una seguridad que no sentía. Era obvio que no encontrarían un dragón allí pero, de haber algún peligro, sabía que tendría que encargarse de protegerla… aunque no fuera sencillo porque no llevaba armas, para empezar. Pero eso no tenía por qué saberlo, o quedaría como un cobarde. Siempre se las daba de caballero de brillante armadura ante ella y no quería estropear esa imagen – Hmm, tal vez pensaran que nadie se molestaría en inspeccionar a fondo una celda y por eso tampoco se esforzaron en ocultarlo más. Si lo hubieran hecho quizá les tomaría demasiado tiempo volver a abrir el túnel y eso impediría una huida rápida – razonó, era la única posibilidad con sentido que se le ocurría – No, yo tampoco creo que esa fuera su función. En caso de ataque o incendio, se tardaría demasiado en llegar hasta allí para escapar. Me parece más probable que fuera obra de algún preso que intentara fugarse. Aunque seguro que esos otros pasadizos existen… deberíamos buscarlos la próxima vez.

Había quedado demostrado que su sed de aventuras era insaciable, si bien tan solo fuera porque le encantaba compartir con ella todos sus descubrimientos. De haber estado solo, no sería ni la mitad de emocionante. Una vez más, agradeció que Kamui no fuera una princesa como las que aparecían en sus libros de caballerías, sosas, aburridas, que solo sabían bordar y suspirar y ante cualquier peligro esperaban sentadas a que fueran a salvarlas. Claro que él movería cielo y tierra si a ella le ocurriera algo pero al mismo tiempo estaba seguro de que ella no se quedaría de brazos cruzados ante ningún peligro. Era tan valiente y audaz como cualquier hombre y eso era una de las cosas que más le gustaban de ella.

- ¡Mira!

Habló casi antes de darse cuenta. Y es que de repente el ambiente se había vuelto más frío y se podía ver claridad ante ellos. Lo cual solo podía significar que el túnel llegaba a su fin. Apenas podía ver el rostro de Kamui pero oprimió su mano con más fuerza. Estaban a punto de saber adónde les habían conducido sus pasos después de aquella fugaz aventura improvisada.

Fortaleza del Norte—Nohr—Con Kamui
✲ PSYCHONAUT




Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
521

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Helienne el Dom 2 Jul - 22:47

TÍTULO AQUÍ


Kamui✘ Silas ✘ Fortaleza del Norte ✘ Invierno

Las irregularidades del terreno se notaban con cada paso, estaba claro que aquel túnel había sido cavado aprisa y sin demasiados miramientos lo que apoyaba la teoría de su amigo.

-Seguro que a mi padre no le gustaría que dijese esto... pero sea quien sea el constructor del túnel, se lo agradezco mucho.-Asintió para sí con una leve sonrisa de triunfo y algo traviesa. Ante la claridad que empezaba a divisarse frunció el ceño y correspondió al gesto que le había hecho el peliblanco apretando su mano.

 Inconscientemente aumentó el ritmo de la caminata al ver que se aproximaban al final, la emoción le había hecho sentir un escalofrío además de notar cómo el aire cada vez era más frío y cortante. Al final consiguieron llegar al final, la apertura se estrechaba y tuvieron casi que arrastrarse pero habían logrado salir y ante lo que vieron la princesa apenas pudo contener un grito ahogado de sorpresa. La oquedad que servía de salida estaba oculta por un arbusto pero a sus pies crujía la nieve y a sus espaldas habían dejado las murallas del castillo. Estaba libre y notaba cómo su corazón se había acelerado con aquel descubrimiento, su aliento se escapó formando una nube de vaho mientras que a lo lejos la brisa parecía traerles aroma a heno ya que podían distinguirse las caballerizas reales cerca de la zona. Kamui estalló entonces en una carcajada de pura alegría y saltó para abrazar a su amigo aferrándose a su cuello mientras separaba la antorcha lo suficiente para evitar un percance.

-¡Lo hemos conseguido, Silas! ¿Sabes lo que esto significa?-Se separó de él y puso una mano en su hombro, sus ojos rojizos chispeaban, la albina era la viva imagen de la felicidad-¡Vamos a poder salir por aquí de ahora en adelante! Será nuestro secreto…

 Por un momento con la sorpresa inicial del descubrimiento casi se le olvidó que habían salido del reconfortante calor de la fortaleza sin prendas de abrigo para soportar el crudo invierno Nohrio. La tormenta ya había parado y la nieve estaba asentándose de modo que ella se abrazó a sí misma apretando los dientes para que estos no castañeasen.

-V-vamos, deberíamos volver ya.-Se obligó a actuar de forma sensata con un suspiro-Si nos pillan cegarán el túnel y me castigarán…-Dio unos pasos de vuelta y se aseguró de acomodar las hojas para camuflar el agujero-Otro día podemos buscar esos pasadizos, seguro que están mejor construidos que este.

Le hizo un gesto para apremiarle a seguirla, en otra ocasión habría intentado alargar más la travesura pero sentía que aquel hallazgo debía ser protegido con cautela además de que sentía que podrían congelarse de un momento a otro.


Red Panda


AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
17

Localización :
Hyrule/El VIsillo

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Sheena el Jue 20 Jul - 23:33






Childhood memories


Sus reparos por lo que podría llegar a decir el rey de escuchar las palabras de Kamui quedaron totalmente olvidados cuando al fin ambos jóvenes salieron del pasadizo. Ni siquiera le importó que les recibiera el aire frío y cortante del invierno, para el que no estaban preparados, que le dolieran los oídos por culpa del viento gélido o que la claridad le hiciera daño en los ojos después de pasar tanto rato en la oscuridad. De todas las trastadas que había emprendido con la princesa, esa era sin duda la que mejor resultado les había dado.

Silas quedó ahogado en el fuerte abrazo de su amiga antes de poder reaccionar, devolviéndoselo con torpeza y agradeciendo el calor momentáneo que le brindaba la cercanía de su cuerpo. Aunque casi mejor que eso fue la forma en que brillaban sus ojos, la alegría que contenía su amplia sonrisa. Se veía verdaderamente feliz y él se sintió igual de dichoso por haber contribuido a ello. Sabía que las ansias de libertad de la princesa eran ilimitadas, que lo que más deseaba en el mundo era salir de esa fortaleza y explorar todo el reino y más allá. No iban a llegar tan lejos solo con un pequeño túnel, pero era un gran primer paso.

- ¡Sí! Descuida, no diré nada ni aunque me torturen – prometió en tono solemne, con más seriedad de la que requería el momento – Vaya, es increíble que hubiera una salida aquí y que nunca lo supiéramos. Me alegro de que lo hayamos descubierto – dijo con sinceridad.

No obstante, breves momentos después se vieron obligados a salir de su éxtasis. El frío exterior comenzaba a hacer mella en sus desprotegidos cuerpos y les recordaba que debían resguardarse si no querían ponerse enfermos. Kamui aportó la nota de sensatez necesaria y gracias a ello él se acordó de que llevaba horas fuera de casa. Las consecuencias serían graves, sin duda. Pero había merecido la pena, pensaba mientras recorría el túnel de vuelta con su amiga, esta vez mucho más rápido que a la ida ahora que ya estaban familiarizados con el camino.

Una vez que salieron de las mazmorras y regresaron a la biblioteca, donde se había fraguado la idea que terminaron llevando a cabo hacía lo que parecía una eternidad, supo que no podía quedarse por más tiempo y así se lo comunicó a ella:

- Tengo que irme ya. A lo mejor estoy un tiempo sin pasarme porque seguro que me castigan muy fuerte por lo de hoy – avisó, algo entristecido - ¡Pero no te preocupes! En cuanto pueda volveré a escaparme y entonces usaremos el pasadizo para explorar fuera del castillo. ¡Te lo prometo!

Fortaleza del Norte—Nohr—Con Kamui
✲ PSYCHONAUT




Rebellions are built on hope
AvatarCamposContacto
avatar
USER
Mensajes :
521

Localización :
Yokohama

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ☆ Don't forget where you belong ☆

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
AvatarCamposContacto

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.